Exhibe virus en América Latina la brecha educativa

145
Exhibe virus en América Latina la brecha educativa

 

  • Gran parte de los países de América Latina adoptó diversas modalidades de aprendizaje a distancia para contrarrestar la suspensión del ciclo escolar.
STAFF / AGENCIA REFORMA

NUEVA YORK, EU.- A medida que la pandemia dejó sin clases presenciales a más de 165 millones de estudiantes en América Latina, las brechas educativas ya existentes en la región se evidenciaron y profundizaron aún más con la llegada de la enfermedad, alertó un informe de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Gran parte de los países de América Latina adoptó diversas modalidades de aprendizaje a distancia para contrarrestar la suspensión del ciclo escolar: como la transmisión de programas educativos por televisión o radio, o como ocurrió en la mayoría, el aprendizaje en línea.

Pero precisamente el formato virtual, que requiere de equipo tecnológico e Internet, terminó por acentuar las brechas de acceso a la información y el conocimiento. Podría afectar principalmente a los más vulnerables (niños, migrantes, indígenas, entre otros), señala el informe “La educación en tiempos de la pandemia de Covid-19”.

“En general, los estudiantes de la región disponen de menos equipamiento que los estudiantes de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y, aunque la mayoría de ellos cuenta con conectividad, todavía existe un grupo considerable de estudiantes que están completamente excluidos, en especial en los países con menos recursos”, apunta el documento, elaborado por la Cepal y la Unesco, organismos de la ONU.

Golpea Covid más a turismo en países subdesarrollados

Internet hay, computadoras no

Aunque la masificación de la conectividad móvil ayudó a reducir la brecha de acceso al mundo digital, en 2018, alrededor del 80 por ciento de los estudiantes de 15 años que participaron en la prueba del Programa para la Evaluación Internacional de Estudiantes (PISA) en la región tenía acceso a Internet en el hogar, pero sólo un 61 por ciento tenía acceso a una computadora.

Esto implica que no es suficiente con tener acceso a Internet, sino también es importante el tipo de dispositivo con el que se cuenta y la calidad de la conexión a la red, lo que pone de manifiesto el fortalecer a las comunidades con menos recursos, sostiene el informe.

“Hay que tener en cuenta lo que estos niveles de acceso significan en el contexto actual, considerando que es altamente probable que varios miembros del hogar requieran acceder a un mismo dispositivo para poder continuar con sus actividades educativas o laborales”, enfatiza el estudio.

Por otro lado, las agencias de la ONU señalan que es preciso entender estas brechas desde una perspectiva multidimensional, porque no sólo se trata de una desigualdad de acceso a equipamiento, sino también del conjunto de habilidades que se requieren para aprovecharlos.

Sostiene que la mayoría de los estudiantes arriba de 15 años ya contaba en su formación con el uso de las TIC antes de la pandemia; por lo que es probable que los niños estén en desventaja para asumir una continuación virtual de sus estudios.

Estas diferencias, apunta, se exacerban aún más dependiendo del nivel socioeconómico de las familias.

Te puede interesar: Golpea Covid más a turismo en países subdesarrollados