Wanda Seux: De reina de la noche a mendiga

142
Wanda Seux: De reina de la noche a mendiga
  • Wanda Seux dejó de ser “bella de noche” y de día, pero dejó claro por qué fue el sueño de los hombres para quienes fue la “güera buenota” de la pantalla…
STAFF / AGENCIA REFORMA

CDMX.- En el ocaso de su carrera, Wanda Seux sufrió carencias, pero hace décadas saboreó la fama y la gloria. Dejó ver el paso de los años. El brillo se había alejado.

Mostró añoranza con las luces y lentejuelas, así como su amor por los perros, sus achaques y las carencias que la obligaron a llevar una vida muy austera.

Seux dejó de ser “bella de noche” y de día, pero dejó claro por qué fue el sueño de los hombres para quienes fue la “güera buenota” de la pantalla… y del burlesque.

Seux nació el 3 de enero de 1948, en Paraguay, durante su infancia en dicho país fue criada por su madre y su padrastro, ya que su padre biológico se divorció de su madre y lo conoció hasta los 10 años de edad.

Con drones hará entregas Amazon

Sus inicios

Comenzó a participar como modelo en festivales y eventos escolares, a los 18 años viajó a Buenos Aires, Argentina en donde trabajó como bailarina de danza árabe y después se convirtió en vedette, razón por la que en 1972 tomó el nombre artístico de Wanda.

Su debut en el cine fue en 1978 en la película El Arracadas, que fue protagonizada por Vicente Fernández.

También participó en La Hora del Jaguar y A Fuego Lento, entre otras.

A principios de los 80 se cotizó gracias a los argumentos de Buenas y con Movidas, Escuela de Placer, La Golfa del Barrio, Entre Ficheras anda el Diablo y El Macho Biónico; esta con Andrés García, con quien llegó a hacer una amistad.

Destacó en la llamada sexy comedia mexicana de los años 70 y 80, donde trabajó con figuras como Sasha Montenegro, Andrés García, Lalo “El Mimo”, María Victoria y otros más.

En 2013 actuó en el cortometraje Perdona Nuestras Ofensas, de Israel Ahumada, quien le dedicó en 2017 un homenaje en su documental Dejar la Piel.

Su última aparición en la pantalla grande fue en el documental Bellas de Noche (2016) de la directora María José Cuevas, donde al lado de otras vedettes de la época como Lyn May, Olga Breeskin y Rosi Mendoza.

Desde que fue puesta en programas como Variedades de Medianoche (1977), conducido por el recién desaparecido “Loco” Valdés, cobró popularidad.

Hizo una pausa en cine para, en 1985, estar en el programa Salón de Belleza, comedia de regular éxito y que alternaba con sus shows y giras por México.

Llegó a estar en las telenovelas Alcanzar una Estrella 1 y 2, a principios de los 90; después intervino en Atrévete a Soñar, y posteriormente en La Familia P.Luche, hasta que en los últimos años apareció en 40 y 20 y Simón Dice.

En 2013, la vedette participó como modelo en el videoclip del tema “Sobrenatural” del grupo de rock mexicano Víctimas del Doctor Cerebro.

En 2017 co-estelarizó la obra teatral Divas por Siempre, con la comunicadora Shanik Berman, el comediante Manuel “El Loco” Valdés, Lyn May, Grace Renat y la Princesa Yamal.

Amores y fortuna

Entre los grandes amores de la vedette se encuentran políticos, actores y cantantes, como Eduardo Yáñez y Tintán, entre otros.

Ninguna de sus relaciones fue definitiva; tuvo dos divorcios y nunca se convirtió en madre, debido a que padeció cáncer en la matriz.

La propia actriz declaró que sus producciones eran más costosas. Comparó su costo que era de 9 mil dólares con el de un departamento en México que podía comprarse en 10 mil dólares.

Era la estrella del Bar Capri en el Hotel Regis, el Folies Bergère y el Marraquesh. En la época donde la vida nocturna en Ciudad de México se extendía durante toda la semana y no se escatimaba en gastos.

En dichos espectáculos, Seux compartió que los políticos de la época acudían a los espectáculos de la vedettes y les regalaban cheques.

Con su dinero compró casas y se lo dio a su madre para que recorriera el mundo.

En la cinta Bellas de Noche, Wanda Seux reveló que vivía modestamente, su fortuna se la gastó en darle todos los lujos a su mamá. Además de que eligió el camino fácil.

Todo cambió

Cuando la vida nocturna decayó en México y ante la falta de trabajo, la vedette no tenía para comer. Con tal de sobrevivir, trabajó como empleada doméstica de sus amigas.

Seux fue diagnosticada con cáncer de mama en 2010, y dos años después venció la enfermedad.

En 2018 sufrió un infarto al corazón y seis infartos cerebrales. Tras varias semanas hospitalizada, logró sobrevivir, y con ayuda de sus amigos y de donaciones, pudo solventar los gastos.

Le resulta complicado hacerse cargo de las decenas de perros que rescató de la calle y sus amigos tuvieron que buscarles un nuevo hogar.

En agosto del 2019, Wanda Seux sufrió de nueva cuenta un infarto cerebral el cual la dejó sin habla. Meses después, en octubre de ese mismo año, la actriz tuvo que ser sometida a una gastrostomía.

En noviembre del 2019, la actriz tuvo que ingresar al hospital debido a que presentó una infección en las vías respiratorias. Tras varios días en el nosocomio, la vedette salió y regresó a la Casa del Actor, lugar donde pasó sus últimos días.

Te puede interesar: Con drones hará entregas Amazon