Prohíbe España disparidad salarial entre hombres y mujeres

244
Disparidad

 

  • El gobierno de España aprobó un decreto que prohíbe la desigualdad salarial entre hombres y mujeres, anunció la Ministra de Trabajo.
STAFF / AGENCIA REFORMA

MADRID, ESP.- El gobierno de España aprobó un decreto que prohíbe la disparidad salarial entre hombres y mujeres, anunció la Ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en una conferencia de prensa.

La medida obligará a las empresas a llevar y divulgar registros de sus salarios por género, añadió.

Los ministros socialistas y de extrema izquierda del gobierno de coalición aprobaron dos decretos para reglamentar una ley de igualdad de género en el lugar de trabajo, aprobada meses atrás.

Será transparente conteo de votación, afirman en Bolivia

“Se acabó que un hombre y una mujer puedan cobrar salarios diferentes”, señaló Díaz, luego de la reunión semanal del Consejo de Ministros.

Bajo la nueva norma, las empresas enfrentan una multa de 187 mil euros si no revelan los sistemas en que basan los salarios y beneficios de sus empleados.

“Es clave tener los datos de información sobre la cadena retributiva, porque es donde se perciben todas las discriminaciones que sufrimos las mujeres a lo largo de nuestra carrera profesional y de nuestra vida”, declaró Díaz.

“No debemos hablar de costes en materia de igualdad. ¿Cuánto cuesta la democracia?, ¿cuánto cuesta la igualdad?”

De acuerdo con el gobierno español, el salario de una mujer es en promedio 22 por ciento menos que el de su par masculino.

El nuevo plan contra la brecha salarial es, a juicio del Ejecutivo, un “hito histórico” con el que España da “un paso gigante” en el ámbito de la igualdad, ya que elimina “una aberración jurídica” que ha seguido existiendo durante la época democrática.

Otro decreto obliga a las empresas con más de 50 empleados a presentar su plan cuadrienal para equilibrar la proporción de género en sus respectivas nóminas.

Díaz indicó que las medidas buscan sacar a la superficie las desigualdades laborales y dar a los trabajadores las herramientas para eliminarlas.

La disparidad salarial es una aberración democrática que excluye, diferencia y viola los derechos de las mujeres, apuntó la ministra.

Te puede interesar: Será transparente conteo de votación, afirman en Bolivia