Crece 20% conectividad aérea en 2020

664
2020

 

  • En las últimas semanas de diciembre y hasta el 31 de enero de 2021, Quintana Roo tienen programado 21% más vuelos extranjeros.
DALILA ESCOBAR

CIUDAD DE MÉXICO.- A pesar de la pandemia de Covid-19, el sector turístico en Quintana Roo no se ha detenido en recepción de visitantes de países como Estados Unidos, Canadá y algunos de Europa, dado que en las últimas semanas de diciembre del 2020 y hasta el 31 de enero de 2021, tienen programado 21 por ciento más vuelos del extranjero que los que llegaron en 2019.

En entrevista con Luces del Siglo, Darío Flota Ocampo, director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, explicó que en los últimos tres fines de semana han recibido un promedio de 200 vuelos diarios, de los cuales, el 70 por ciento, provienen del extranjero.

La mayoría de estos vuelos son de Estados Unidos; de tres aerolíneas de Canadá, principalmente de Montreal y Toronto; de Europa llegan turistas de tres aerolíneas: AriFrance, que opera con tres vuelos a la semana; Lufthansa de Frankfurt, con dos vuelos; y uno más de Edelweiss Air de Zurich, con un vuelo semanal.

Retoman vuelo 31 aerolíneas internacionales

Flota Ocampo aseguró: “estamos gozando de una circunstancia muy particular, dado que las aerolíneas americanas no pueden viajar ni a Canadá, Europa y Asia, y algunos países del Caribe todavía están en proceso de apertura. Mucha de la flota aérea norteamericana tiene vuelos programados para Cancún, así que tenemos buena conectividad, por encima inclusive de la que tuvimos el año pasado”.

En torno a la ocupación hotelera, el director del Consejo señaló que de los poco más de 107 mil cuartos que hay, esperan que se ocupe un 60 por ciento, incluso podrían llegar al 70 por ciento.

“Turismo y Salud están trabajando en el protocolo que permitiría, sin que el color del semáforo cambie, una mayor ocupación durante esas dos semanas porque se estima que pudiera llegar hasta el 70 por ciento, en algunos casos. Esa es nuestra expectativa optimista de lo que pudiera ocurrir en esta temporada navideña”, aseguró.

El funcionario detalló que en una noche, con 600 cuartos ocupados, en promedio para estas vacaciones de fin de año, llegan dos personas y media, por lo que podrían registrar al menos 90 mil turistas.

“Sin embargo como la rotación es cada cinco días, en dos semanas esto pasaría tres veces y los 90 mil serían entre 250 y 300 mil personas en la temporada navideña las que estaríamos recibiendo”, indicó.

En un balance general de este año con pandemia, el Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo estima una disminución del 40 por ciento de ocupación, con respecto al año pasado; es decir que recibieron 7 millones de turistas menos que en 2019, “ese es el tamaño de la afectación”, dijo.

“Lo cual es un número muy bueno, después de lo que hemos pasado estos meses, nos estamos acercando, sólo en el mes de octubre el mercado de Estados Unidos, del que recibimos el 80 por ciento respecto del año pasado; no está tan mal. La verdad un 20 por ciento con respecto al año pasado en estas condiciones, indica que la recuperación va bien”, afirmó.

La Riviera Maya es una de las zonas más afectadas, porque depende del turismo europeo y en un acumulado al año registró apenas un 30 por ciento de ocupación; Cancún, en cambio, logró un 45 por ciento.

Quintana Roo se mantiene en semáforo amarillo y de acuerdo con Darío Flota Ocampo “la clave ha sido, desde el principio, la decisión de establecer la certificación sanitaria y los protocolos estrictos que hay en todos los negocios turísticos. Hoteles, restaurantes, empresas de transporte, museos, guías de turistas, aplicaron protocolos muy estrictos de actuación, que ha permitido que el estado pueda ir controlando el número de contagios”.

Desde julio en que reabrieron los hoteles hasta finales de octubre, recibieron a más de un millón y medio de visitantes; de éstos, 96 por ciento son de México y Estados Unidos, “dos países donde los contagios están altísimos y a pesar de eso no ha habido rebrotes ni entre los turistas ni entre los trabajadores”.

En Quintana Roo se mantienen en niveles de ocupación hospitalaria que van del 12 al 18 por ciento en diversas regiones.

“Esa ha sido la clave para que podamos tener esta recuperación y ser optimistas en seguir recibiendo a un mayor número de viajeros sin que se ponga en riesgo la salud ni la recuperación”, aseguró.

Sin embargo, existe la preocupación de que la población entre residentes y visitantes, no bajen la guardia.

“El problema es que no podemos bajar la guardia. Esta época navideña es una situación de mucho riesgo, con la costumbre de hacer fiestas, reuniones de fin de año, posadas que por supuesto significan un gran riesgo de contagio y además lo estaremos viendo en los siguientes días, estaremos terminando el año o empezando 2021 con un rebrote que nadie quiere”, dijo.

Agregó que “el estado, si bien tiene buenos números, estamos más cerca del naranja que del verde, así que éste es un amarillo que queremos cuidar mucho y por eso nuestra recomendación y petición ha sido siempre que se sigan cuidando”.

La decisión de que se apliquen restricciones por aumento de casos, dijo, no dependerá del sector turístico, sino del sector salud.

“No es lo que nosotros quisiéramos o lo que nos gustaría, si la ocupación de los hospitales y el número de contagios aumenta, inevitablemente tendríamos que cambiar de color y retroceder en el semáforo, independientemente de lo que quisiéramos, por eso nuestra campaña y llamado es a la conciencia y a la responsabilidad y que cuidemos lo que hemos podido lograr hasta ahora”, concluyó.

Te puede interesar: Retoman vuelo 31 aerolíneas internacionales