Dejan en Los Ángeles Azules medicina en reposo

771
Ángeles Azules

  • El doctor Elías Mejía, bajista y cofundador de Los Ángeles Azules, siente nostalgia de su profesión como médico, hace más de una década no ejerce.
JUAN CARLOS GARCÍA / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- En estos tiempos de encierro, el doctor Elías Mejía, bajista y cofundador de Los Ángeles Azules, siente nostalgia de su profesión como médico. Dejó de ejercer hace casi una década.

El integrante de la familia Mejía Avante e intérprete de éxitos como “Nunca Es Suficiente” y “Ay, Amor” relató, en entrevista, su sentir actual sobre la carrera que le dio para vivir durante más de 30 años y que hizo a un lado debido a su compromiso con la música.

“Sí se extraña. Yo tenía una clínica que funcionaba durante 24 horas. Me gradué como médico cirujano en la UNAM en 1982. Lo dejé en el 2012 porque o me dedicaba a una cosa o a la otra. Y la música ha sido una gran pasión.

“Ahora, que veo todo lo que sucede con el Covid, la vocación de servicio de los médicos, las enfermeras, me da nostalgia, pero, sinceramente, yo no podría recetar a distancia. Es como la música: uno necesita el contacto directo con la gente, hay que valorar al paciente, estar cerca, evaluarlo. se ve todo tan distinto”, contó “El Doc”.

Reconocido junto con su agrupación como uno de los máximos exponentes de la cumbia mexicana. El también compositor y productor ensalzó la labor de todos sus colegas y de las personas que trabajan en un hospital; ha sido revalorizada ante la opinión pública a raíz de la contingencia sanitaria mundial.

“Es un hecho que sin médicos, sin enfermeras, sin personal de hospital no vivimos. Creo que son profesiones que siempre se tienen que valorar y respetar, y mis respetos para todos ellos”, puntualizó.

Los Ángeles Azules acaban de ser postulados a seis Premios Lo Nuestro. En categorías como Grupo o Dúo del Año-Regional Mexicano y Álbum del Año, con su material titulado De Buenos Aires para el Mundo.

“Es muy positivo esto que estamos viviendo, aun con el encierro, saber que nos siguen tomando en cuenta. Y nosotros siempre hemos tenido una presencia fuerte en los Premios Lo Nuestro. Imagínate, decir una agrupación de Iztapalapa que resuena allá, en Estados Unidos.

“Allá nos echan muchas porras, nos conocen mucho, y cuando decimos la famosa ‘De Iztapalapa’ y nos contestan ‘para el mundo’ se siente muy bonito”.

Están invitados a viajar a Miami para presentarse en la entrega de premios, los cuales serán el 18 de febrero. “El Doctor” no tiene claro si será factible que acudan debido a la contingencia por la pandemia de Covid-19.

Sabe que incluso deberían cumplir con el requisito de mostrar certificados negativos en pruebas de coronavirus para poder ingresar a la Unión Americana, una medida recién implementada para efectos de viaje.

“Nuestra compañía (OCESA Seitrack) está checando qué podemos hacer. Ellos están avanzando en pláticas con los organizadores. Siempre hemos estado presentes en los Premios Lo Nuestro, pero no tenemos idea de saber qué sucederá y cómo será”, dijo.
Además, la formación de la familia Mejía Avante está celebrando también que sus canciones “Mis Sentimientos” y “Nunca Es Suficiente”, que grabaron con Ximena Sariñana y Natalia Lafourcade, respectivamente, ya tienen, cada una, certificados de mil millones de reproducciones dentro de YouTube.

Sin un plan específico para 2021 sobre su carrera, ya que dependen del curso que tome la pandemia y las restricciones de autoridades para conciertos, Los Ángeles Azules tendrán en marzo próximo una reunión con su equipo de trabajo para determinar si graban un disco o solamente nuevos sencillos.

ASÍ LO DIJO

“La música y la medicina me han dado satisfacciones por igual, no puedo quitar una en mi vida. Como médico, no hay como la satisfacción de ver a un paciente que se cura o entregar un bebé a su madre. Como músico, es maravilloso el contacto con el público, que canten nuestras canciones; son muy diferentes, pero igual de satisfactorias”.
Elías ‘El Doctor’ Mejía Avante, músico

Te puede interesar: Acusan a Cristian Castro de maltrato