Prevén reactivación de cruceros en junio

420
Prevén reactivación de cruceros en junio
  • Las compañías de Cruceros comenzaron a ofrecer servicios hacia Cozumel y el Caribe Mexicano a partir del próximo mes de junio.
ÉDGAR FÉLIX

CANCÚN, Q. ROO.- Con las “recomendaciones normales” para protegerse del Covid-19, las compañías de Cruceros comenzaron a ofrecer servicios hacia Cozumel y el Caribe Mexicano a partir del próximo mes de junio mediante el sitio crucerosnet.com y otras páginas afines, bajo la advertencia de que los barcos de pasajeros sólo viajarán al 70 por ciento de su capacidad y con la garantía que, de posponerse por razones sanitarias, se les ofrecerán fechas posteriores. 

Se trata de un mercado anual de más de cinco millones de turistas que habrá de reactivarse después que desde marzo de 2020 se cerraron todos los puertos en Quintana Roo, y según operadores de las empresas de cruceros las autoridades de Estados Unidos han puesto como fecha tentativa el próximo 30 de mayo, para comenzar el sábado 5 de junio, aunque hasta ayer ya se habían agotado todas las fechas de salida.

En la información solicitada por esta redacción, la empresa advierte que todos los clientes deben hacer un RT-PCR (prueba de hisopo) 72 horas antes de embarcar y presentar el documento original con el resultado negativo en el momento del embarque; con la advertencia de que “los pasajeros que no puedan presentar los resultados de la prueba se les negará la entrada al barco”.

Dentro del crucero se exigirán cubrebocas de protección, uso continuo de gel con alcohol y todas “las medidas normales” de aislamiento y cuidado ante el Covid-19, aunque explican que para el primer semestre de este año esperan que una mayoría de pasajeros ya se hayan vacunado. Sin embargo, los informantes del sitio explicaron que no será condicionado viajar si se cuenta o no con la vacunación.

Las empresas de cruceros aseguran que se viajará con total seguridad debido a la desinfección de todo el barco cada 24 horas y continuamente, así como al servicio médico reforzado a bordo, al uso de cubrebocas y gel disponibles, a la reducción del número de pasajeros a bordo, al servicio de mesas a bordo, a las medidas específicas durante excursiones y visitas.

Entre los protocolos antes de abordar, contemplan la aplicación de un control de salud para todos los pasajeros en el que se incluye un cuestionario de salud (que se enviará antes del crucero) y medición de temperatura sin contacto; proceso de embarque rediseñado con horarios de llegada al puerto asignados para poder mantener el distanciamiento social entre los pasajeros y medidas de desinfección en las terminales mejoradas para seguir los mismos altos estándares de seguridad e higiene a bordo

El embarque será negado a cualquier pasajero que muestre signos de enfermedad como fiebre (temperatura mayor a 37.5 centígrados) o síntomas similares a los de la gripe, como escalofríos, tos o problemas para respirar o, en caso de haber estado en contacto con alguien que sea sospechoso de estar enfermo o que haya sido diagnosticado de Covid-19, en los 14 días previos al embarque.

En el barco, las compañías aseguran que aplican nuevos métodos de desinfección que incluyen dispositivos electrostáticos que eliminan bacterias y virus, además de utilizar productos desinfectantes de uso sanitario. Mayor frecuencia de limpieza en todo el barco, llevada a cabo por personal especializado y con enfoque en las áreas del barco con mayor afluencia; cada noche se nebulizarán con desinfectante los espacios públicos.

Además, los camarotes se asean a diario utilizando un desinfectante de uso sanitario y limpiando las superficies más expuestas al contacto. Se realizará una limpieza exhaustiva al finalizar el crucero; garantizan 100 por ciento de aire exterior fresco suministrado a todas las cabinas y espacios públicos, sin recirculación y servicios médicos mejorados con personal calificado que podrán realizar toma de temperatura diaria a todos los pasajeros. En caso de síntomas similares a los de la gripe, los pasajeros deben notificar de inmediato al Centro Médico y recibirán tratamiento gratuito.

Habrá también más personal médico a bordo, que cuenta con el apoyo de un equipo médico en tierra, entrenado para gestionar casos de Covid-19 con protocolos preparados con las autoridades sanitarias locales; a bordo del barco hay un centro médico completamente equipado para realizar pruebas de detección y ventiladores en caso necesario. Asimismo, protocolos de aislamiento para casos sospechosos y áreas de aislamiento con ventilación independiente. También garantizan que la tripulación ha sido bien entrenada, bien equipada y que está en perfecto estado de salud, a quienes se les ha practicado exámenes de salud exhaustivos y controles médicos, incluidas las pruebas Covid-19 antes del embarque, además de controles diarios de salud y controles de temperatura. Toda la tripulación usará EPI cuando corresponda, así como mascarilla y guantes. Todos los miembros de la tripulación serán formados con relación al nuevo protocolo.

Te puede interesar: Crecen Proyectos de Inversión 815%