Todo Veracruz es bello y aquí te lo mostramos

309
veracruz

  • Hay muchos rincones en el estado de Veracruz que merecen la pena ser explorados; la gastronomía del estado es una de las más ricas.
STAFF / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Además de la fascinante oferta del puerto y de toda la actividad económica y comercial que ofrece, hay otros rincones en el estado de Veracruz que merecen la pena ser explorados.

Muchos viajeros van interesados en conocer la historia de La Antigua, que atesora un rico legado cultural o a Papantla, que presume la producción de la vainilla y una de las expresiones más bellas del País: la danza de sus voladores.

La ruta del café toca varios puntos y la gastronomía del estado es una de las más ricas. Por todo lo anterior y mucho más, vale la pena considerar una travesía a este destino. Aquí, cuatro atractivas opciones que prometen encantar al viajero.

LA HISTORIA TRAS UN GRANO DE CAFÉ

Los amantes del café pueden trazar alguna ruta que esté cargada de aromas y gente sonriente que ama mostrar los procesos que se siguen para elaborar una emblemática bebida como lo es el café. Muy famoso es el destino de Coatepec, pero la zona de Córdoba también sorprende con fincas cafetaleras.

Por ejemplo, a media hora de Córdoba está San Bartolo. Las mujeres de esta comunidad juegan un papel importante en la producción y venta de café artesanal. Ahí es posible desde ver cómo ponen a secar los granos al Sol, hasta probar un jarro de la aromática bebida.

Además de visitar el campo y las fincas, nadie debe perderse una visita a alguna cafetería del estado. En muchas de ellas, expertos baristas realizan catas. Y lo mismo hablan sobre las condiciones climáticas donde los granos crecen, que de los diversos métodos de extracción (Chemex, Clever, Prensa Francesa, AeroPress, Sifón Japonés) que suele ejecutar a lo largo de la cátedra.

Más de un visitante se va con bolsas de grano entero o molido. No falta quien también compra galletas, gomitas y bombones elaborados con café.

FORTÍN DE LAS FLORES: TODO UN EDÉN

En este destino suele haber dos constantes: neblina y un ambiente ideal para que crezcan bellas flores. Con tan sólo ver alrededor y sentir el clima, hay viajeros que llegan a preguntarse cómo es que aquí no ha llegado un título de Pueblo Mágico.

El encanto del destino se palpa tanto en la colección de más de 500 árboles bonsáis que presume el Museo Tatsugoro, como en las quesadillas de flor de jamaica y helado de gardenia que se suelen servir en los pequeños restaurantes del poblado. Nadie debe perder la oportunidad de pasear por el centro, romancear mientras se da la vuelta en el quiosco.

PARA AMANTES DEL RAFTING

Los aventureros suelen visitar Jalcomulco, ya que ahí se encuentran varias empresas especialistas en el descenso de rápidos. Por ejemplo, el río La Antigua, ofrece la posibilidad de navegar entre formaciones rocosas. La adrenalina se descarga al sortear remolinos. Tiene dos secciones: Pescados y Antigua, esta última sólo disponible en época de lluvias.

Antes de abordar las balsas, los participantes escuchan una plática de seguridad en la que se explica cómo debe usarse el remo. También se habla de la importancia de llevar el chaleco salvavidas y el casco bien ajustados, más algunas técnicas de rescate en caso de que alguien llegue a caer al agua.

Quienes buscan experiencias extremas recomiendan hacer la visita durante agosto, septiembre y parte de octubre, que es la temporada más fuerte de los rápidos. Es más tranquilo a partir de noviembre y diciembre hasta junio, que apenas comienza la temporada de lluvias.

RINCONCITO DONDE HACEN SU NIDO…

Para disfrutar de la belleza del Golfo de México, nada como escaparse al Puerto de Veracruz. En el malecón, los viajeros suelen disfrutar de un grato paseo y aprovechan para hacer alguna que otra compra, mientras observan las embarcaciones.

Entre otros imperdibles, están disfrutar de una deliciosa nieve, probar un café lechero y una bomba (conchas horneadas con mantequilla rellenas con de frijol negro), visitar la Catedral de Veracruz, dedicada a Nuestra Señora de la Asunción, escuchar un danzón y contagiarse con la algarabía de los lugareños.

Además del anterior cuarteto, también puedes descubrir las maravillas del municipio de Misantla, conocer toda la riqueza ancestral de Catemaco, pasear por el Pueblo Mágico de Xico e ir a Tlacotalpan, Ciudad Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Te puede interesar: Su destino sólo lo eligen ellas