Aumenta necesidad de apoyo emocional

179
Aumenta necesidad de apoyo emocional
  • Todas las mujeres, niñas, niños y jóvenes que acudieron por apoyo emocional al CIAM reportaron haber sufrido violencia psicológica.
OMAR ROMERO

CANCÚN, Q. ROO.- En un año que lleva ya la pandemia de Covid-19, mes con mes han ido en aumento los requerimientos de atención emocional entre mujeres, niñas, niños y jóvenes de Cancún que vivieron algún  tipo de violencia.

Así lo reflejan los datos del Centro Integral de Atención a las Mujeres (CIAM), que en su informe presentado ayer reveló cómo entre marzo y junio del año pasado un 25 por ciento de familias encuestadas respondió que quería un acompañamiento emocional; para noviembre aumentó a 27 por ciento; y ya en enero de este llegó a 82.9 por ciento, donde el estrés, ansiedad, aburrimiento, tristeza, miedo y enojo agobiaron las personas.

Irma González Neri, directora del CIAM, explicó que la pandemia ha provocado que las familias vivan situaciones de violencia más graves comparadas con 2019, sobre todo en mujeres y sus hijos, por ello implementaron acciones para atender esos casos y, dependiendo la situación, colaboran con las autoridades.

“Nosotras estábamos recibiendo a personas que estaban sufriendo violencia, sin embargo, se estaba haciendo —y se está haciendo— un cuello de botella, al momento de realizar una canalización o de darles la información sobre a qué instancia acudir en estos espacios no se les estaba brindando la atención jurídica y la contención emocional que requerían”, señaló González Neri.

Alejandra Magaña, directora de Acompañamiento Emocional, expresó que de marzo del año pasado al 15 del mes en curso a 208 mujeres, niñas, niños y jóvenes que vivieron algún tipo de violencia les han ofrecido apoyo emocional (102 son del año pasado y 106 en lo que va de este 2021).

De todas las personas que ayudaron, el 86 por ciento recibió por primera vez algún tipo de atención con especialistas en psicoterapia; el 80 por ciento fueron mujeres, y los casos van desde el abuso sexual; violencia indirecta ocasionada por la separación de padre y madre (en el caso de los menores); violencia económica; así como estrés, depresión, intentos y pensamientos suicidas; y el duelo por la pérdida de algún amigo o familiar que enfermó de Covid-19.

Incluso, todas las mujeres, niñas, niños y jóvenes que acudieron por apoyo emocional al CIAM reportaron haber sufrido violencia psicológica.

Las mujeres atendidas van desde los 4 hasta los 84 años de edad, teniendo como promedio los 25 años; mientras que de los hombres son desde 6 hasta los 19 años, y su edad promedio es de 15 años.

Te puede interesar: Restringen frontera sur a los migrantes