Colombia: Entre las protestas y el abuso policial

581
Colombia: Entre las protestas y el abuso policial
  • El llamado de la ONU para detener el abuso policial en Colombia, cometido en contra de gente que protesta por diversas reformas, fue ignorado.
STAFF / AGENCIA REFORMA

CANCÚN, Q.ROO.- En Colombia, las protestas no cesan.

Aunque la reforma tributaria fue cancelada, las manifestaciones y el Paro Nacional continúan por la represión policial que se vivió la semana pasada y por un nuevo paquete de reformas, por el cual hoy miles saldrán a las calles a protestar.

El retiro del proyecto de ley de reforma a la salud, la renta básica para los trabajadores más afectados durante la pandemia, la defensa de la producción nacional, la matrícula gratuita para los estudiantes y la derogación del decreto que abre paso a las aspersiones aéreas con glifosato son las nuevas demandas de la gente.

Las protestas han sido severamente reprimidas, por lo que la ONU y varios organismos internacionales y activistas han hecho un llamado, que no ha sido atendido, para proteger los derechos humanos de los ciudadanos.

La Policía de Colombia ha sido acusada de llevar a cabo ataques sexuales contra manifestantes y disparar a quemarropa a los ciudadanos.

La Defensoría del Pueblo, órgano encargado de proteger los derechos humanos de los colombianos, actualizó a 27 la lista de las personas que han fallecido en el marco de la jornada de Paro Nacional, que este 5 de mayo cumple su octavo día. 

Además, se reportan más de 80 personas desaparecidas.

Iván Duque, Presidente de Colombia, no solo ha desdeñado las protestas y el Paro, sino que ha acusado de terroristas a los que dijo, son una minoría.

“Estoy consciente que existirán siempre voces que pretendan capitalizar políticamente siempre la adversidad y otros que utilizarán las dificultades para sembrar el caos y avanzar en sus aspiraciones políticas.

“En los últimos días hemos visto distintas caras de nuestra sociedad, hemos visto a quienes pacíficamente expresan su descontento, hemos visto a quienes día a día expresan su optimismo y ganas de salir adelante generando empleo, también, tristemente, hemos visto a unos pocos desadaptados que han apelado al vandalismo, al terrorismo y a la violencia irracional para arrebatar la tranquilidad. Ellos, con su violencia, han pretendido desabastecer ciudades, dejar sin trabajo a miles de personas, destruir sistemas de transporte público y lo que es aun peor, causar pobreza, amenazar la salud y amenazar la vida.

“Ante estas formas de criminalidad tenemos que responder con contundencia desde la legalidad, pero con la cautela necesaria, cuando en sus oscuras motivaciones está la de provocar reacciones aun más violentas y así expandir la llama de sus intereses pirómanos.

Duque acusó que detrás de las protestas hay organizaciones criminales y pidió a las autoridades actuar para proteger la vida y honra de los ciudadanos y anunció que las ciudades afectadas por actos de vandalismo, saqueos y bloqueos tendrían asistencia militar para restaurar el orden, pero los alcaldes de Bogotá y Medellín rechazaron el ofrecimiento.

Según el Ministro de Defensa, integrantes de grupos armados ilegales se infiltraron en las protestas pacíficas y han realizado saqueos y vandalismo.

Este miércoles se cumple el día 8 del Paro Nacional.

Te puede interesar: Justifica Colombia la presencia militar