Exigen la canasta, pero de tecnología

383
Exigen la canasta, pero de tecnología
  • Entre los grandes pendientes señalados por docentes consultados está el de la canasta tecnológica, de mejoras en la carga administrativa, y la regulación del teletrabajo.
IRIS VELÁZQUEZ / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- El incremento salarial convenido por el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y la Secretaría de Educación Pública (SEP) resultó insuficiente para los maestros.

En términos reales implica 11 pesos más diarios y piden cumplir con peticiones como la canasta básica digital, que incluye apoyo para internet y un equipo de cómputo.

Tras una reunión en las oficinas centrales de la SEP, ambas partes anunciaron que acordaron un incremento salarial de 3.9 por ciento y 1.8 en prestaciones, retroactivo al 1 de enero de 2021 para docentes de Educación Básica, Especial e Inicial, de Educación Media Superior y Superior, así como para el Personal de Apoyo y Asistencia a la Educación de todo el país.

En el Pliego Nacional de Demandas 2021 elaborado por el SNTE mediante una consulta en la que participó un millón 292 mil 63 trabajadores de la educación, se incluían peticiones en siete apartados.

Salariales, prestaciones, condiciones laborales, profesionales, previsión y seguridad social, fortalecimiento del sistema educativo y demandas generales.

Entre los grandes pendientes señalados por docentes consultados por Grupo REFORMA está el de la canasta tecnológica, de mejoras en la carga administrativa, y la regulación del teletrabajo.

A decir de maestros, la canasta tecnológica era una de las propuestas más anheladas para este 2021.

Advirtieron que en tiempos de pandemia, y con clases a distancia, los gastos en tecnología han sido fuertes y ni aun el incremento salarial lo cubre.

De acuerdo con el Tabulador de Salarios del personal de la SEP, el salario base mensual es de 8 mil 687 pesos; con base en esto, el incremento concedido por la SEP implicaría 338.8 pesos al mes, o sea 11.29 pesos al día.

A decir del maestro Juan Correa, de primaria en la Ciudad de México, esto es insuficiente para costear los 470 pesos que paga al mes por internet, y para sacar un equipo de cómputo a crédito.

“Las compañías de internet subieron también sus precios aprovechando la demanda. Pagábamos como 300, pero como mis hijos también están en casa, estaba muy lento. Tampoco es muy rápido ahora, pero ya no puedo contratar un paquete más alto.

“Tenemos una computadora y somos cuatro. Yo a veces doy clases desde el teléfono, pero tengo problemas para compartir pantalla para explicar mejor. A veces me voy a un café internet”, comentó.

Te puede interesar: Es barril sin fondo el Banco del Bienestar