NIDO DE VÍBORAS

533
NIDO DE VÍBORAS

POR KUKULKÁN

DE NADA SIRVE que tanto gobierno estatal como federal promuevan e impulsen en el discurso oficial el desarrollo del sur de Quintana Roo, para emparejarlo con la zona norte, si las propias autoridades se han encargado de frenar su viabilidad poniéndole trabas a la entrada en vigor de los Programas de Desarrollo Urbano (PDU) de los municipios de Tulum, Bacalar y Othón P. Blanco.

MANTENER en suspenso la aprobación de estos documentos cartográficos que regulan el crecimiento de las ciudades no ayuda al desarrollo del sureste y por el contrario sí impacta negativamente en la confianza y genera incertidumbre por la falta de seguridad jurídica para los capitales privados dispuestos a invertir en proyectos inmobiliarios de gran calado que detonen la economía.

EL DETERIORO del sur de Quintana Roo tiene sumida en la pobreza a la Costa Maya a pesar de poseer las mejores playas del caribe mexicano, desde Mahahual hasta Xcalak, situación que se recrudeció con la pandemia, la falta de llegadas de cruceros, el arribo de sargazo, la nula inversión en la zona por empresas nacionales y extranjeras que han derivado en un estado de marginación, pobreza y desempleo

AQUÍ SE ESCUCHA el grito desesperado de los pobladores de esta zona para pedirle a las autoridades que promuevan y faciliten la inversión privada para generar empleos dignos y bien remunerados, también plantean la urgente necesidad de invitar a distintos grupos a invertir en el sur y en la Costa Maya pues desde hace 30 años se ha privilegiado únicamente la inversión en la zona norte del estado.

A LA FECHA las autoridades tienen detenida la aprobación de los PDUs de la zona mientras la población carece de ingresos para sostenerse y sigue creciendo el éxodo de los migrantes en busca del sueño americano, al grado de que habitantes de la zona hicieron un llamado enérgico a la Autoridad Local y Federal para que faciliten las inversiones en la zona que permitan el desarrollo social económico y educativo de la Costa Maya.

NO HACE MÁS de un mes la titular de la Secretaría de Economía, Tatiana Clouthier, lanzó un atento llamado a los inversionistas para que volteen a mirar al sur del país donde los proyectos emblema del presidente Andrés Manuel López Obrador, como el Tren Maya, prometen oportunidades para todos; el propio gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, impulsa lo proyectos del Recinto Fiscal y la Central de Abastos de Chetumal, pero no ha sido suficiente, se requiere de la participación de la iniciativa privada.

EN LA COSTA maya permanecen parados varios proyectos inmobiliarios absurdamente porque no se autorizan los PDUs ya aprobados por los cabildos y corren el riesgo de que los capitales se vayan mejor a otro lado ante la incertidumbre que da invertir bajo esas condiciones, habría que abandonar este círculo vicioso para pasar a un círculo virtuoso.

@Nido_DeViboras