Privilegia Sonnenfeld la comedia, no al comediante

215
Sonnenfeld
  • Barry Sonnenfeld no busca dirigir actores cómicos sino escenas cómicas, y con esta fórmula volverá a la TV en el estreno de ‘Schmigadoon!’.
FERNANDA PALACIOS / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Barry Sonnenfeld, cineasta célebre por la trilogía Hombres de Negro, es contundente a sus 68 años: no dirige a actores que hacen comedia, dirige comedia interpretada por actores.

El también realizador y productor de los proyectos televisivos Pushing Daisies y Una Serie de Eventos Desafortunados vuelve con la serie Schmigadoon!, que se estrena el viernes por Apple TV+.

“Cada historia, básicamente, tiene algo de mí y siempre se trata de abrirse a crear un mundo nuevo, ya sea en La Familia AddamsHombres de Negro o Pushing Daisies, todas tienen su propio mundo, pero al final son comedias honestas, entrañables y bien realizadas”, señala Sonnenfeld en entrevista con Gente.

El neoyorquino tiene un método de dirección específico que, con los años, le ha reafirmado un estilo inconfundible que es apreciado por los amantes del género.

“Yo tengo esta regla específica: no dejar que los actores sean graciosos en mi comedia, dejar que la escena lo sea, el guion, la situación, pero no los actores, que nadie en la producción sepa que están haciendo una comedia, y sólo interpretar la realidad de la situación”, comparte.

Al iniciar su trayectoria como director de fotografía de la mano de los hermanos Coen (Joel y Ethan, cuatro veces ganadores del Óscar) y desde que tomó su rumbo como cinematógrafo, ha aprendido a explotar su género favorito, mezclándolo con una serie de recursos propios de otros géneros fílmicos.

Schmigadoon! no será la excepción, porque se adentró a un terreno completamente nuevo y desconocido para él: el de los musicales.

“La verdad es que quise hacerlo porque mi esposa me insistió y siempre quise trabajar con Lorne Michaels (Saturday Night Live), que lo produjo, y es fantástico, y luego Cecily Strong también ya estaba a bordo, soy un fanático de su trabajo y ahora todavía más. Y, finalmente, porque quería ver si podía aprender a disfrutar el teatro musical, que no lo hago, así que pensé que sería un gran desafío”.

Desde su punto de vista, este “comeback” es un reto que aceptó gustoso.

“Lo genial de estos guiones es que no sólo son divertidos, sino la forma en la que lograron que el diálogo sea parte de la canción y luego regrese a la acción, nunca sientes que el show se detiene por una tonta canción, sino que todo está maravillosamente incorporado en un todo”.

A sus casi 40 años inmerso en la industria, Barry Sonnenfeld ha hecho y deshecho a plenitud, sin limitarse en nada, dejando todo lo aprendido plasmado en cada una de sus piezas, y ahora se prepara para el que asegura será uno de los más importantes de su carrera, su memoir.

“Escribí un memoir, estamos tratando de ver si podemos lograr que se haga como un show en streaming, Rob Reiner lo está produciendo conmigo, tenemos un gran escritor y veremos si podemos lograrlo.

“Amaré ver mi historia en TV porque: ‘¡Dios! Cómo soy pesimista’. Entonces, será divertido de mirar”, asevera Sonnenfeld.

Te puede interesar: Termina en escándalo relación de mexicana con realeza