Padecen en Cuba apagón tecnológico

326
Padecen en Cuba apagón tecnológico
  • El apagón tecnológico que suspendió el servicio de internet y datos móviles en Cuba tras las manifestaciones antigubernamentales se ha vuelto intermitente.
STAFF / LUCES DEL SIGLO

LA HABANA, CUBA.- Yosbel Palacios, un ingeniero informático, no pudo trabajar. Eulis Hernández tuvo que hacer malabares para operar su billetera de criptomonedas y la doctora Zoraida López se comunicó por teléfono —a la antigua— con sus padres en llamada por larga distancia para avisarles que estaba bien.

El apagón tecnológico que suspendió el servicio de internet y datos móviles en Cuba tras las manifestaciones antigubernamentales del domingo y hasta el miércoles, se ha vuelto intermitente, según constató la agencia AP.

Las autoridades no reconocieron explícitamente que limitar el acceso a internet —sobre todo desde los celulares— fue un acto defensivo, pero acusaron a las redes sociales, y en especial a Twitter, de no haber intervenido para detener una campaña artificial armada desde Estados Unidos para provocar las movilizaciones sociales.

“Desde los meses finales del año pasado hasta ahora (se detectaron) los numerosos actos de instigación a la violencia, a acciones terroristas que con absoluta impunidad han ocurrido y siguen ocurriendo”, expresó el canciller Bruno Rodríguez durante una conferencia de prensa.

“Se producen desde cuentas radicadas en el ciberespacio de Estados Unidos, desde dispositivos que están bajo la soberanía del gobierno de Estados Unidos, desde territorio de Estados Unidos, desde compañías y grupos que reciben financiamiento directo del gobierno de Estados Unidos”, agregó.

El funcionario también advirtió que Cuba no renunciará a defenderse de una agresión “se dé en el plano en que se produzca”.

Mientras tanto, en las calles de La Habana la ausencia de datos ocasionó un sinnúmero de complicaciones.

“Estamos en un apagón tecnológico”, dijo Palacios, un ingeniero informático de 27 años que buscaba conectarse en un parque a través de las redes de Wifi públicas. “Cortaron el internet y se cortan las comunicaciones. Las personas no se pueden poner de acuerdo. Hay muchos servicios… que ahora están parados. En mi caso, que teletrabajo, me cuesta mucho”.

Desde que las protestas comenzaron el domingo pasado al mediodía el servicio de datos es intermitente o incluso si se detecta no permite navegar en la web. Es posible alguna conexión a través de Wifi, por lo que muchas personas acudieron a las plazas que tienen puntos de conexión para acceder a internet. Pero no todos pudieron conectarse.

“Utilizo el internet para ver el estado de mi cuenta, comprar paquetes (de criptomonedas), hacer retiros”, expresó Eulis Hernández a la agencia AP, un contador de 49 años que opera en una plataforma de inversión llamada Trust Investing. El hombre logró acceder parcialmente usando una red privada virtual (VPN).

Y muchas personas como la doctora López, de 58 años, dejó de comunicarse con familiares y amigos en el extranjero o lo hizo con costosas llamadas telefónicas de larga distancia. “Hemos vivido sin esto y podemos hacerlo una semana más”.

Te puede interesar: Protestas en Cuba, asuntos detonantes