Avanza plan sobre Biden para la infraestructura

306
Avanza plan sobre Biden para la infraestructura
  • Algunos senadores republicanos intentan retrasar el programa de votaciones sucesivas con la esperanza de lentificar o detener lo que parece ser un avance de los objetivos de infraestructura del presidente.
STAFF / AGENCIA REFORMA

WASHINGTON, EU.- El Senado de Estados Unidos dio luz verde a un borrador del proyecto de ley de infraestructura de 1.2 billones de dólares, luego de meses de negociaciones entre el presidente Joe Biden y un grupo bipartidista de legisladores.

El paquete económico proporcionaría una enorme inyección de fondos federales a una serie de proyectos de obras públicas, desde carreteras y puentes, hasta banda ancha para acceder a internet, agua potable y otros.

En un inusual acto bipartidista, los republicanos se unieron a los demócratas durante una sesión del fin de semana para superar los 60 votos necesarios para avanzar en la medida hacia la votación final. El resultado fue de 67-27.

Pero el borrador aún se enfrenta a una fase de procedimiento y podría haber más votaciones sobre las enmiendas. Se espera un aval final posiblemente esta semana.

El esfuerzo bipartidista en el resultado pareció reflejar que la influencia del expresidente Donald Trump en los republicanos podría estar diluyéndose. El exmandatario calificó el acuerdo como una “vergüenza”.

“Podemos lograr que esto suceda de la manera fácil o de la manera difícil”, dijo el líder de la mayoría del Senado, el demócrata Chuck Schumer, al iniciar la sesión.

Superar el umbral de los 60 votos fue una señal de que la alianza tenue entre republicanos y demócratas podría mantenerse para el paquete de obras públicas. Al menos 10 republicanos tuvieron que unirse a todos los demócratas para que la medida pasara una táctica dilatoria —y al final 18 senadores republicanos dieron su voto para que el paquete avanzara—.

Hasta el momento, el líder republicano del Senado, Mitch McConnell, ha permitido que la ley avance y su voto a favor fue observado de cerca. “Este es un acuerdo”, dijo antes de la votación.

Algunos senadores republicanos intentan retrasar el programa de votaciones sucesivas con la esperanza de lentificar o detener lo que parece ser un avance de los demócratas para concretar los objetivos de infraestructura del presidente. El senador Bill Hagerty, republicano de Tennessee y un aliado del expresidente Donald Trump —que fue embajador del exmandatario en Japón—, se contó entre quienes encabezaron el intento para que el Senado tarde todo el tiempo necesario para el debate y hacer las enmiendas al proyecto de ley.

Te puede interesar: Culpan a migrantes de llevar virus a EU