Es mujer policía porque quiere y, además, puede

301
Es mujer policía porque quiere y, además, puede
  • Desde pequeña le llamó la atención convertirse en policía, ya que siempre ha querido ayudar a la población.
OMAR ROMERO

CANCÚN, Q. ROO.- Le dijeron que por ser mujer no podía ser policía. Que por ser madre soltera debía dedicarse a otra cosa. Que sacara adelante a sus hijos trabajando en alguna actividad “más femenina”. Por supuesto no hizo caso a esas voces y siguió el camino que le apasionaba.

Ahora, María Teresa González Cobos tiene una exitosa carrera dentro de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de Benito Juárez.

Desde pequeña le llamó la atención convertirse en policía, incluso, uno de sus hermanos forma parte de la Policía Ministerial en Veracruz, ya que siempre ha querido ayudar a la población.

Un buen día María Teresa se enteró que en la Policía Municipal de Cancún había una vacante. Ni lo pensó y fue a hacer su solicitud. Actualmente acumula 18 años de carrera.

Desde luego reconoce que no ha sido sencillo este trayecto. Al inicio muchos de sus compañeros le decían que se fuera a casa, que esto no era una labor para las mujeres; no obstante, gracias a su esfuerzo, dedicación y profesionalismo ha podido realizar un papel relevante dentro de esta corporación.

“Aquí llega una, y sí, los hombres dicen que para qué eres policía, que mejor estuvieras en tu casa, pero cuando tiene una la condición para este trabajo, pues va capacitándose y aprendiendo de los compañeros, tenemos que hacer el trabajo como ellos, porque el ser mujer no nos impide hacer el trabajo de policía”, sentencia María Teresa sin titubeos.

Gracias a su labor como policía pudo educar a sus cuatro hijos, quienes al principio le externaron inconformidad de que estuviera en esa labor, por el riesgo que implica. Y porque además tiene horario de entrada, pero no de salida, y como anda en recorridos por las calles el peligro es mayor.

La oficial González Cobos recuerda que entre los eventos que más satisfacción le han dejado es apoyar en casos donde hay agresiones de pareja contra la mujer, y encausarlos para llegar a un acuerdo, pues recalca que la labor del policía es ayudar a quien lo necesite.

Cuestionada acerca de la “mala fama” que se ha creado a los policías tachándolos de malos y corruptos, ella señala que, como en todos lados, existen excepciones, y afirma que dentro de la dependencia municipal hay gente comprometida con cumplir su labor, que es la de servir a la población en cualquier situación.

“Debe —la ciudadanía— acercarse más, tener más confianza, hay muchas personas que vamos pasando y le dicen al niño ‘no te acerques al policía porque te va a llevar’. ¡No digan eso!, porque el día de mañana si la criatura se pierde pues no se va a acercar a nosotros porque ya le metieron ese temor del policía”.

Te puede interesar: Ejido Chunyaxché, el seleccionado para albergar el nuevo aeropuerto de Tulum