Invierten 202 millones en supervisión de Línea 12

289
Invierten 202 millones en supervisión de Línea 12
  • La supervisión de la obra civil de L12 tuvo un presupuesto de 202 millones de 26 mil mdp para comprar que estuviera bien construida.
AMALLELY MORALES / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- La supervisión de la obra de la Línea 12 del Metro tuvo un presupuesto de 202 millones de 26 mil millones de pesos, para que estuviera bien construida.

El 3 de mayo, el tramo entre Tezonco y Olivos colapsó presuntamente por errores en las soldaduras de pernos, de acuerdo con el informe preliminar de DNV, que hace la diligencia externa del accidente.

De acuerdo con el contrato de supervisión de la obra, los servicios se adjudicaron de manera directa al grupo conformado por las sociedades anónimas Lumbreras y Túneles; ingeniería, asesoría y consultoría; y estudios económicos y de ingeniería.

“El contratista y las empresas asociadas se obligan a responder por su cuenta y riesgos de los defectos y vicios ocultos y de los daños y perjuicios que por negligencia o inobservancia se lleguen a causar”, asegura la décimo segunda cláusula del contrato.

Sin embargo, hasta el momento el Gobierno no ha mencionado a los supervisores como parte de la solución que ya se tiene.

“Ya hay prácticamente una solución para el tramo elevado, falta todavía el tramo subterráneo y otros temas”, aseguró la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, el 13 de julio.

Previamente, el Presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que el tramo elevado de la Línea 12 lo reestructurará el consorcio constructor, específicamente Grupo Carso, que hizo esa parte.

Además de los constructores, los supervisores recibieron un 10% de la inversión y, como consta en el contrato, eran responsables de las fallas de origen junto con las empresas que hicieron los trabajos.

“En el supuesto de que El Contratista omita realizar alguna actividad o la realice deficientemente, se aplica una pena cuyo monto se calculará multiplicando el daño ocasionado por un factor igual o dos veces al monto de los servicios (los dos millones) entre la obra (26 mil millones)”, establece la cláusula décimo sexta.

El contrato empezó el 26 de febrero de 2009 y terminó el 30 de noviembre de 2012.

A parte estuvo el Análisis y Control de Calidad de Soldadura de Vigas de Trabes Metálicas, que incluyó el tramo siniestrado, realizado de 2009 a 2012.

Te puede interesar: Se despide Congreso de CDMX con letrero en oro