Encuentra Melissa McCarthy drama en su comedia

266
Encuentra Melissa McCarthy drama en su comedia
  • Melissa McCarthy protagoniza ‘The Starling’, una comedia dramática que le permitió salirse de sus patrones y que estrenó en el Festival de Cine de Toronto.
JUAN CARLOS GARCÍA / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante las exigencias actuales a que todo sea políticamente correcto, Melissa McCarthy se manifiesta reacia a ajustarse a las normas.

La doble ganadora del Emmy y doble candidata al Óscar, al Globo de Oro y al BAFTA reconoce que ha edificado su currículum histórico con base en comedias como Damas en Guerra y Cuerpos Especiales, pero nunca está cerrada a salirse de los patrones y las expectativas.

“Nací y me formé en la comedia y ha sido una de las grandes bendiciones de mi carrera, pero, ¿por qué no buscarle un poco de drama a la comedia si en general, cada comedia está sustentada en un drama?”, exclamó al hablar de su trabajo en su nueva película, The Starling.

McCarthy, quien el mes pasado llegó a las 51 primaveras, obtuvo notoriedad internacional con el papel secundario de Sookie en la teleserie Gilmore Girls y a inicios de la década anterior despegó en la industria del celuloide con Damas en Guerra

Desde entonces ha ido hilvanando éxito tras éxito.

La actriz acaba de estrenar el largometraje The Starling, dirigido por Theodore Melfi y que coestelariza con Chris O’Dowd y Kevin Kline en el Festival de Cine Internacional de Toronto (TIFF, por sus siglas en inglés).

“Cuando leí el guion supe que Lilly, mi personaje, era para mí. Es una mujer que ríe cuando hay drama y que llora cuando debe haber risas, y así soy yo, un poco. No entro en los estándares de nada.

“Sufre un duelo, tiene una búsqueda interna y demasiadas confrontaciones, y sus reacciones son inesperadas. Siempre hay gente de todos los humores, con todas las emociones, y te encontrarás a alguien que cuenta chistes y ríe a carcajadas en un funeral, o que llora y se desahoga cuando va a ver un show de stand up comedy nada tiene por qué ser clasificado según los estándares y mucho menos los de ahora”, reflexionó, vía remota, la también productora y quien es socia de su esposo Ben Falcone durante la presentación de su nueva película.

En The Starling, la actriz que encarnará a Úrsula en el live action de La Sirenita, sufre una pérdida familiar y ni ella ni su esposo, Jack (O’Dowd), atinan al método para afrontarlo.

A él le asignan terapia clínica en un centro de retiro y a ella un tiempo en consulta individual y compartida, lo cual significa conflictos internos y constantes evasivas.

“Hay un profundo sentimiento de empatía y compasión hacia Lilly en momentos, y otros, diría yo, de muy poca certeza. No sabes a dónde va, cómo camina, y creo que eso me ha sucedido en muchas ocasiones.

“Creo que nos han educado para ser tan perfectos, nos han mostrado que sólo existe el blanco y el negro, que no buscamos un espectro más amplio. A mí me sirvió este trabajo para hacer un profundo análisis personal de lo que me disgusta y me gusta de mí y a todos nos pasa, aunque no lo aceptemos”, expuso la estrella hollywoodense.

Un tanto bromista y risueña, y en un ánimo de soltar risotadas con bastante frecuencia, Melissa dijo que le encanta sonreír y lejos de ser una pose, es parte de su personalidad porque ha aprendido a aligerar sus cargas emocionales.

Te puede interesar: Pierde Sergio Mayer 90% de audición en un oído