Es GP de Cancún ‘promesa eterna’

446
Es GP de Cancún promesa eterna
  • La idea de tener una carrera de la Fórmula 1 en Cancún es más vieja que la historia del huracán Wilma y más repetida que las promesas para acabar con los baches.
JESÚS SIERRA

CANCÚN, Q. ROO.- La idea de tener una carrera de la Fórmula 1 en Cancún es más vieja que la historia del huracán Wilma y más repetida que las promesas de los alcaldes para acabar con los baches en la Avenida Colosio. Ahora, de nueva cuenta el empresario y diputado federal, Antonio Pérez Garibay promueve de nuevo un proyecto para hacer la carrera en la ciudad, que espera no siga como “promesa eterna”.

En 2004 surgió la primera iniciativa para traer el máximo circuito automovilístico  al Caribe. Según una nota de Eurosport, la pista tendría un costo de 70 millones de dólares, y sería diseñada por el alemán Hermann Tilke, reconocido por diseñar otros circuitos. Bernie Ecclestone, entonces presidente de la Fórmula 1 dijo que este Gran Premio estaba considerado para iniciar a partir del 2006. Luis Silveira, representante del grupo Promotor Inversiones Caribeñas, formaba parte de los “organizadores” de dicho proyecto, el convenio era del 2006 hasta el 2010, incluso se pensó en octubre como el mes ideal para recibir el evento.

El entonces gobernador de Quintana Roo, Joaquín Hendricks Díaz celebró y anunció dicho acuerdo. El diseño previsto para el autódromo tendría la forma de una mantarraya y el complejo incluirá “un centro comercial y espacios para exposiciones”.

Para el 2005 la Fórmula 1 no llegó a Cancún, pero sí otra promesa de proyecto. El entonces presidente municipal de Benito Juárez, Francisco Alor Quezada afirmó que para construir necesitaba de inversión privada, al menos un estimado de 500 millones de dólares, siete veces más de lo planteado antes.  Por eso, el gobierno del estado se retiró de dicha idea en 2004. Alor recalcó que se incluiría un complejo turístico de 700 hectáreas. Al año siguiente  el alcalde dijo que la construcción comenzaría en febrero del (2006) y estaría lista para marzo o abril del 2007. De nueva cuenta la idea quedó en promesas, por problemas para hacer la licitación, conseguir los fondos y el terreno.

En 2011 revivió el proyecto, Jesús Almaguer, titular de la Oficina de Visitantes y Convenciones de ese año, acompañado del entonces secretario estatal de turismo, Juan Carlos González Hernández, hablaron de la intención.

Los funcionarios dijeron que se reunieron con Bernie Ecclestone en Londres para presentar el proyecto, ahora no en un autódromo, sino en un circuito callejero, “similar al de Mónaco”, en la Zona Hotelera. Estimaron un presupuesto 120 millones de euros que incluían el asesoramiento de la empresa Teko. Hablaron de pedir apoyo al gobierno federal y  la iniciativa privada.

Según Juan Carlos González se reunió tres veces con Ecclestone, y aseguró se veía interesado en Cancún. Pasaron dos años y en 2013, el entonces presidente de la Fórmula 1 respaldó la idea de traer una carrera al país, pero no Cancún sino a la Ciudad de México.

Ecclestone dijo que la capital del país es un mejor lugar para la carrera que Cancún, porque la gente podría identificar donde está con facilidad. El empresario reveló que Cancún estuvo cerca de lograrlo, confirmó que hubo un contrato, pero los organizadores no consiguieron el permiso que querían. Al final, se decantaron por la CDMX, en parte por quienes encabezaban la inversión, unos desconocidos, Alejandro Soberon, Tavo Helmund y Carlos Slim Domit.

Te puede interesar: Inicia cuenta regresiva para GP de México