Fuga de 28 mdp en Cobaqroo: ASF

921
Fuga de 28 mdp en Cobaqroo: ASF
  • Entre los hallazgos de la auditoría se encuentra que, sin justificación alguna, el Cobaqroo dejó de ejercer 2 millones 291 mil 400 pesos del presupuesto federal que se le aprobó.
FELIPE VILLA 

CHETUMAL, Q. ROO.- El Colegio de Bachilleres de Quintana Roo (Cobaqroo) presenta irregularidades por 28 millones 180 mil 100 pesos en la cuenta pública del año pasado. 

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) determinó un subejercicio de más de 2 millones y un monto por aclarar de casi 26 millones de pesos. En este último caso, se trata de “pagos en exceso” a 126 plazas contratadas fuera de la normativa.

Por las anomalías detectadas, el máximo órgano de fiscalización de la República emitió un pliego de observaciones y dos promociones de responsabilidad administrativa sancionatoria contra los funcionarios involucrados en el dudoso ejercicio de recursos públicos. 

La auditoría de cumplimiento, con clave 2020-E-23006-19-1217-2021, es parte del Informe del Resultado de la Revisión de la Cuenta Pública 2020 liberado el jueves pasado.

Los auditores de las ASF revisaron una muestra de 318 millones 910 mil 800 pesos, la cual representó el 99.3 por ciento de los 321 millones 202 mil 200 pesos transferidos al Cobaqroo mediante los Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales de Educación Media Superior.

Entre los hallazgos de la auditoría se encuentra que, sin justificación alguna, el Cobaqroo dejó de ejercer 2 millones 291 mil 400 pesos del presupuesto federal que se le aprobó y se le entregó en tiempo y forma. El monto tuvo que ser reintegrado a la Tesorería de la Federación (Tesofe) más 25 mil 500 pesos de rendimientos financieros.

La mayor irregularidad se derivó de pagos en exceso en 126 plazas no autorizadas. Por ello, la ASF presume un probable daño o perjuicio a la Hacienda Pública Federal por 25 millones 888 mil 717.35 pesos “más los intereses generados desde su disposición hasta su reintegro a la Tesorería de la Federación”.

Tales pagos detectados por los auditores no se ajustaron al analítico de servicios personales autorizados en el anexo de ejecución de Apoyo Financiero 2020. Con las plazas no autorizadas, Cobaqroo violó cinco leyes, dos reglamentos y un anexo. Entre ellas, la Ley General de Contabilidad Gubernamental, la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria y el Reglamento de la Ley de Impuesto Sobre la Renta.

Además, la institución de educación media superior presentó otras irregularidades. Destaca que careció de un sistema de control interno para prevenir malos manejos de los subsidios y las inobservancias de la normativa. Asimismo, “el Colegio de Bachilleres del Estado de Quintana Roo no cumplió con sus obligaciones de transparencia sobre la gestión de los subsidios, ya que no remitió con calidad y congruencia a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público la información reportada en el cuarto trimestre del formato Avance financiero”.

Te puede interesar: Ratifican a magistradas por comparecencia virtual