No vacunados pasarán un invierno muy difícil: Joe Biden

350
No vacunados pasarán un invierno muy difícil: Joe Biden
  • El mensaje del presidente de los Estados Unidos era claro, las vacaciones de invierno podrían ser casi normales para los vacunados y potencialmente peligrosas para los no vacunados.
STAFF / LUCES DEL SIGLO

WASHINGTON, EU.- La población que decida no vacunarse contra el Covid-19 “enfrentará un invierno extremadamente difícil” ante el aumento exponencial de contagios de la variante Ómicron del coronavirus, advirtió el presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

El mandatario estadounidense anunció el martes que el gobierno proporcionará 500 millones de pruebas rápidas gratuitas, aumentará el apoyo a los hospitales bajo presión y redoblará la vacunación.

En la Casa Blanca, Biden detalló cambios importantes en su plan de invierno Covid-19, su mano forzada por la llegada de la variante de rápida propagación, cuyas propiedades aún no son completamente entendidas por los científicos.

Sin embargo, su mensaje era claro de que las vacaciones de invierno podrían ser casi normales para los vacunados y potencialmente peligrosas para los no vacunados.

Sus súplicas no son políticas, enfatizó. Señaló que el expresidente Donald Trump recibió su vacuna de refuerzo y dijo que es un “deber patriótico” de los estadounidenses vacunarse.

“Es lo único responsable”, dijo el presidente. “Ómicron es un negocio serio y potencialmente mortal para las personas no vacunadas”.

Biden reprendió a las redes sociales y a las personas en la televisión por cable que han hecho declaraciones engañosas para disuadir a las personas de vacunarse.

“Sabemos que las vacunas están funcionando”, reiteró Biden, sobre todo si se coloca el refuerzo de las dosis de Pfizer o Moderna, que resultan tener un alto grado de protección contra el Covid-19 grave.

“Si usted es un adulto que elige no vacunarse, enfrentará un invierno extremadamente difícil para su familia y comunidad”, alertó el mandatario.

La variante Ómicron ha superado a las otras variantes del coronavirus y es ahora la que predomina en Estados Unidos, representando el 73 por ciento de los nuevos contagios la semana pasada, informaron los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

El brote de esta última cepa del coronavirus ha requerido que el gobierno federal sea más agresivo al abordar la probable ola de infecciones, pero Biden prometió que no habría nuevo confinamiento, ni cierre masivo de escuelas o negocios.

“Sé que estás cansado y sé que estás frustrado. Todos queremos que esto termine, pero todavía estamos en eso”, expresó Biden.

“También tenemos más herramientas de las que teníamos antes. Estamos listos, superaremos esto”.

Te puede interesar: Preocupa Ómicron en Estados Unidos