Se enoja Solari y desperdicia América ventaja

166
  • El América no encontró motivos para celebrar en el debut de su equipo en el Clausura 2022 debido ala expulsión de Solari y el empate del equipo.
ÉDGAR CONTRERAS / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- El enfadado americanismo no encontró motivos para celebrar en el debut de su equipo en el Clausura 2022.

A pesar de que Salvador Reyes igualó el récord del gol más rápido en la historia del futbol mexicano, apenas a los 9 segundos, el América tuvo una noche áspera en el 1-1 contra Puebla, sobre todo a partir de que su técnico, Santiago Solari perdió los estribos, invadió la cancha y reclamó como nunca al árbitro del partido y… ¡por una tarjeta amarilla!

El viernes no había empezado de la mejor manera tras romperse las negociaciones por el uruguayo Brian Ocampo. Las Águilas pisaron el Cuauhtémoc sin ese extremo derecho largamente soñado por su entrenador, sin poder utilizar a su par de refuerzos y con otras tres bajas por Covid-19 y dos más por lesión.

Aun así, Chava Reyes cazó un despeje de Jordan Silva y anotó con un disparo machucado, muy ad hoc a la elaboración de una jugada en la que el central Juan Segovia cayó ridículamente en su intento por cortar la trayectoria del balón.

Quizá Silva pudo cambiar el guion del partido, de acertar un cabezazo en el área chica, pero no fue así.

El juego se descompuso tanto que hasta Solari armó un show, raro en él, y se fue expulsado tras meterse al campo para protestar al silbante, Óscar Mejía, una amonestación a Roger Martínez.

Corría el minuto 31′ y las Águilas se quedaban sin DT. Roger había visto la amarilla por una falta sobre Maxi Araújo y apenas 5 minutos después se adelantó a los vestidores tras un pisotón sobre Segovia. En su planteamiento inicial los azulcremas se defendían y con inferioridad numérica esa fue la única apuesta.

Aun así, Araújo empató el juego al 44′ con un fierrazo en el área chica.

A pesar de que la visita apostó al orden defensivo, generó las dos mejores opciones de gol en el complemento, en tiros desviados de Mauro Lainez y Reyes, en una noche en la que nuevamente el #FueraBaños fue tendencia.

Te puede interesar: Sí podría jugar Djokovic en Roland Garros