Hoy se nada, se anda en bici, se patina… es la hora del Planeta

308
  • Correr, nadar, andar en bicicleta, caminar o patinar son las actividades a realizar para dar un respiro al Planeta.
STAFF / LUCES DEL SIGLO

CIUDAD DE MÉXICO.- Correr, nadar, andar en bicicleta, caminar o patinar son las actividades con que miles de personas alrededor del mundo piden este 26 de marzo a los gobiernos emprender acciones urgentes para frenar el cambio climático, y demuestran también que juntos podemos salvar al planeta, porque vivimos la carrera más importante de nuestras vidas.

A iniciativa del Fondo Mundial por la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) el último sábado de marzo de 2022 se habrá dado “Una Vuelta al Planeta” tantas veces como se pueda, para empujar de manera contundente el mensaje conmemorativo de La Hora del Planeta que WWF y la agencia publicitaria Leo Burnett impulsaron en 2007, cuando en Sidney, Australia, surgió el movimiento global como un gesto de preocupación por el medio ambiente y las personas.

Al 22 de marzo de este año deportistas y las personas que se quisieron sumar habían completado 4 vueltas al globo terráqueo, es decir, habían recorrido 192,605 km en actividades deportivas convocadas por 406 ayuntamientos, 120 empresas, 111 organizaciones y 238 clubes deportivos inscritos en el evento conmemorativo de La Hora del Planeta, por lo que en sus respectivos países, entre las 20:30 hrs. y las 21:30 de esta noche no sólo se baja el switch para apagar las luces de edificios y monumentos sino se suma la participación activa de la sociedad civil.

El recuento de WWF revela que a partir del 31 de marzo de 2007, punto de partida de la Hora del Planeta, este exitoso movimiento ha sido el germen de la mayor campaña de movilización mundial contra el cambio climático, pues lo que empezó en una ciudad se ha extendido a más de 200 países, donde levanta la voz de millones de personas.

Ya para 2011 había crecido de manera insospechada: 5,250 ciudades de 135 países se habían adherido, lo que constatan 100 millones de impresiones digitales en 51 idiomas que certifican el interés mundial por la campaña.

Cuando en 2015 se firmó el histórico Acuerdo de París para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y luchar contra el cambio climático, se dio un salto a la esperanza, pues se pactó evitar que la temperatura media del planeta rebasara los 1.5 y 2 grados con el fin de minimizar los efectos más catastróficos del cambio climático.

En 2017 Estados Unidos salió del Acuerdo de París, pero las demás naciones se mantuvieron firmes en la imparable defensa de la Tierra, que se demuestra con la participación en la Hora del Planeta de miles de ciudades de 187 países, donde se apagaron las luces de más de 12 mil monumentos, acción que repercutió en 3,500 millones de personas.

La comunidad internacional ha reconocido que el cambio climático es un problema real que impacta a todos los seres vivos y a la biodiversidad. Con la pérdida de flora y fauna nuestro futuro se ve amenazado.

El año 2019 se distinguió por la participación de los jóvenes que tomaron fuerza en la lucha contra el cambio climático. A ellos y ellas se unieron en la Hora del Planeta artistas y medios de comunicación y se adhirieron miles de ciudades de 188 países y territorios.

En 2020 pese a la crisis del coronavirus, el movimiento en defensa del medio ambiente no se detuvo porque de la salud de nuestro planeta depende la nuestra. Se reflexionó entonces en que ecosistemas saludables constituyen nuestro mejor antivirus, y por primera vez en su historia la Hora del Planeta se conmemoró en el entorno digital.

El siguiente año, 2021, la Hora del Planeta batió nuevo récord de participación en el gran evento digital.

Este año, 2022, WWF lanzó una convocatoria para que organizaciones, personas, gobiernos locales y clubes deportivos se unieran a la lucha contra el cambio climático y la destrucción de la naturaleza, con el fin de estimular la acción de los gobiernos y demostrar que cada vez más unidos podemos salvar al planeta.

Los promotores de La Hora del Planeta aseguran que “el cambio climático ya es un hecho contrastado y que debido a ello las consecuencias, si no se hace algo, pueden llegar a ser devastadoras”.

Lo cierto es que el hecho de apagar las luces y los aparatos eléctricos durante una hora no trata de evitar ninguna consecuencia climática, pero sí busca crear conciencia en las personas para que sus actos sean más responsables con el medio ambiente.

En la edición 2022 una alianza de gobiernos y organizaciones piden una mayor ambición y una acción urgente para detener y revertir la pérdida de la naturaleza para 2030, en plena década de la restauración de Naciones Unidas, y también debemos cumplir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible marcados por la Agenda 2030.

Unas semanas después de la Hora del Planeta 2022, los líderes mundiales se reunirán en la COP15 del Convenio de Naciones Unidas sobre Diversidad Biológica para decidir sobre un nuevo plan de acción global para la naturaleza para la próxima década.

Asimismo, este año cobrará más relevancia el concepto One Health conscientes de que después de la pandemia es cada vez es más evidente que solo podemos vivir como seres humanos sanos en un planeta sano.

Te puede interesar: Primer foro sobre Revocación de Mandato