Piden transparentar plan de salud mental

184
Piden transparentar plan de salud mental
  • A partir de las recientes reformas a la Ley General de Salud el propósito es tratar la salud mental en centros de salud.
NATALIA VITELA / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- El nuevo modelo de atención de la salud mental que impulsa la 4T requiere de una mayor asignación de recursos y de un plan de implementación, que hasta el momento se desconoce, advirtió Deni Álvarez, secretaría técnica del Comité Técnico de Salud Mental de la UNAM.

A partir de las recientes reformas a la Ley General de Salud el propósito es tratar las enfermedades psiquiátricas en centros de salud, y no necesariamente en hospitales. 

La experta aseguró que actualmente se carece del capital humano y de la capacidad instalada para implementar este plan, y el riesgo que se corre es que se distraigan los escasos recursos que actualmente reciben los hospitales psiquiátricos, al ser canalizados a los centros comunitarios.

“No hay claridad si se dará un presupuesto extra o se subirá el presupuesto que se ha asignado a la salud mental para llevar a cabo las iniciativas que propone la Ley.

“Tampoco se ha dado a conocer (un plan de implementación). No se ha socializado ese plan. No se han llevado a cabo foros para discutirlo y cómo implementarlo.

“De por sí es insuficiente la atención a la salud mental y se había venido solventando a través del tercer nivel, de los hospitales psiquiátricos, que no es lo ideal, y todos coincidimos que no es lo ideal, pero por lo menos era una respuesta.

“El riesgo es que si no se fortalece verdaderamente el primer nivel y se lleva a cabo este cambio estructural, pero al mismo tiempo se restringen los recursos al tercer nivel, sí estás ahorcando más al sistema”.

En consecuencia, habría menos camas, menos médicos para atender estos padecimientos.

“Serían menos recursos operativos de tercer nivel que son los que están sacando una parte importante del trabajo”.

Te puede interesar: Fallece Rosario Ibarra de Pieda; Obrador lamenta su pérdida