Rasura SAT padrón de los importadores

198
Rasura SAT padrón de los importadores
  • En julio pasado, el SAT dio de baja a 82 importadores de combustibles, entre ellos a Kansas City Southern de México.
DIANA GANTE / AGENCIA REFORMA

GUADALAJARA, JAL.- El Servicio de Administración Tributaria (SAT) dio de baja a 928 empresas y personas físicas de su padrón de importadores y exportadores sectoriales.

De acuerdo con la lista publicada por la dependencia al 13 de abril, dentro de los contribuyentes dados de baja están algunos del sector de hidrocarburos, gas, minero, ferrocarrilero y metalúrgico, entre otros.

Una de las causales más recurrentes para dar de baja a los importadores es no haber tenido operaciones en un año o más o que el domicilio fiscal no corresponda al declarado o es inexistente o que el contribuyente no fue localizado.

En el sector de hidrocarburos, algunas fueron no tener los permisos vigentes conforme a la Ley de Hidrocarburos, realizar operaciones o servicios con sujetos que no contaban con permisos y no solicitar la autorización para introducir o extraer mercancías de territorio nacional a través de tuberías, ductos, cables u otros medios.

Alicia Zazueta, directora de eServices, explicó que cuando se tramita un permiso de importación no basta con la autorización de la Secretaría de Energía, sino que se requiere estar dado de alta en el padrón del SAT.

“Dentro de los contribuyentes suspendidos hay de todas las industrias, pero podemos ver que casi 70 son ferrocarriles, mineras, gaseras y de hidrocarburos”, apuntó.

Al primero de abril, la Sener tiene vigentes sólo 86 permisos, lo que contrasta con los más de mil que había al inicio de la administración.

En julio pasado, el SAT dio de baja a 82 importadoras de combustibles, entre ellas a Kansas City Southern de México, Repsol y Petroleum Service International.

“Todo esto implica que estamos cerrando la puerta a otras calidades de los productos, a tener una libre competencia y bajas inversiones, las inversiones que tenían muchas de la empresas que ahorita fueron suspendidas como distribuidoras, comercializadoras o incluso transporte, pues ya no van serán nuevas inversiones e incluso pueden cerrar operaciones.

“Incluso, hemos visto empresas que se dedicaban a la comercialización de petrolíferos que mejor han cerrado, entonces lo que vemos es la pérdida de inversiones y también la poca oferta del producto para el consumidor y también un posible desabasto de productos”, concluyó Zazueta.

Te puede interesar: Acusan desinterés en ciberseguridad