Alerta caída de 50% en mastografías

154
Alerta caída de 50% en mastografías
  • En el año de inicio de la pandemia, en el InCan sólo se realizaron 65 mastografías de detección, mientras que en 2021 se realizaron 2 mil.
LILIANA CASTILLO / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- El confinamiento por la pandemia de Covid-19 contribuyó a que se registrara en el país una caída de 50 por ciento en el número de mastografías realizadas durante al menos 6 meses, por lo que el cáncer de mama “debe acatarse como una situación de emergencia nacional”, advierte un estudio del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP).

Aunque señala que aún es temprano estimar el impacto que tendrá el rezago de detección en la mortalidad por cáncer de mama en el país, datos internacionales estiman que cuando el tamizaje se desploma 75 por ciento durante seis meses consecutivos, se esperan unas 5 mil muertes adicionales por esta neoplasia en los siguientes 10 años.

En el Instituto Nacional de Cancerología (InCan), el número de mastografías se desplomó durante 2020.

En el año de inicio de la pandemia, en el Instituto sólo se realizaron 65 mastografías de detección, mientras que, en 2021, en un intento por recuperar el tamizaje, se realizaron 2 mil, indica el estudio “El Impacto de la pandemia de Covid-19 en el tamizaje de cáncer de mama y algunas estrategias para actuar pronto y seguro”.

“(El confinamiento) provocó la reducción en el número acumulado de mastografías de detección a nivel mundial e incrementó las disparidades en salud, sobre todo entre las mujeres vulnerables”, alerta el estudio realizado por los especialistas Isabel Sollozo-Dupont y Héctor Alejandro Galván-Espinoza, entre otros.

En Estados Unidos, un estudio reportó una caída de 40 por ciento en el total de mastografías realizadas entre 2019 y 2020 en 32 centros comunitarios de atención a la salud.

Algo similar ocurrió en las 18 Unidades de Especialidad Médica para la Detección y Diagnóstico de Cáncer de Mama del país, en donde los exámenes para detectar cáncer de mama disminuyeron 40 por ciento en 2020-2021, respecto del 2019-2020.

En estas unidades especializadas se pasó de 431 mil 38 mastografías en el periodo 2019-2020 a 261 mil 8 en el periodo 2020-2021.

“Es posible inferir que habrá una pérdida importante en el seguimiento y tratamiento adecuado del cáncer de mama y que tendrá un impacto negativo en la mortalidad y en los costos de la atención médica”, reporta el INSP.

Ante ello, urge a alinear la prevención con la situación epidemiológica actual, reportan los investigadores.

Te puede interesar: Frena a médicos condición precaria