Diseñan accesorios con la piel de pez león

257
Diseñan accesorios con la piel de pez león
  • Carteras y correas para relojes son algunos productos hechos con piel de pez león, que no sólo son sustentables, sino también regenerativos.
ABEL VÁZQUEZ BARRERA / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Un solo pez león puede acabar con casi el 80 por ciento de las crías de los peces nativos que viven en los arrecifes a los que arriba. Por eso, un grupo de emprendedores busca frenar a esta especie exótica invasora al aprovecharla para crear piel sustentable.

A principios de los años ochenta, el pez león apareció en las costas de Estados Unidos. Aunque es originario del Océano Índico y Pacífico, ahora se encuentra en todo el Atlántico, desde Boston hasta Brasil.

Un trío de buceadores observó los impactos de esta especie en Florida, así que fundaron INVERSA Leathers para manufacturar piel hecha con peces leones. Con ella se elaboran carteras, correas para relojes y tenis.

Según la organización, su producto no sólo es sustentable, sino también regenerativo porque remueven a estos depredadores, lo que permite la recuperación de los sistemas arrecifales.

Durante toda su vida, un pez león puede consumir hasta 70 mil peces nativos de los arrecifes, asegura INVERSA.

“Así que cada pez que removemos puede proteger hasta 70 mil peces arrecifales nativos. Esto permite a los arrecifes reconstruirse de la destrucción causada”, señala en su sitio web.

Sólo capturan peces león de sitios donde son considerados invasores, en especial en las costas de Florida y México.

Esta iniciativa es una de las nueve finalistas del Ocean Resilience Innovation Challenge (ORIC), competencia que reconoce proyectos innovadores liderados por comunidades que construyen resiliencia y reducen los riesgos del océano. La justa es promovida por Ocean Risk and Resilience Action Alliance (ORRAA).

Aunque los productos de INVERSA son procesados y manufacturados en Estados Unidos, el proyecto que participa en el certamen consiste en desarrollar cooperativas bien equipadas en Quintana Roo, México, para disminuir los riesgos de los pescadores al garantizar la compra de los peces leones capturados, financiar los costos del reequipamiento para pescar esta especie y ofrecer incentivos.

El pez león es considerado una especie muy dañina por su capacidad para afectar la estructura de ecosistemas como arrecifes de coral, manglares y pastos marinos, señala la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp).

Gracias a sus características biológicas y ecológicas, cuenta con altas capacidades invasivas, como un elevado índice de reproducción, rápido crecimiento, alimentación voraz y ausencia de depredadores.

En Puerto Morelos, Quintana Roo, existen otras alternativas para aprovecharlo. Se puede capturar, procesar y vender en restaurantes de la región como platillo gourmet. Otra opción es elaborar con él alimento para cultivo de peces de interés comercial, como pargo y tilapia.

Te puede interesar: Suma adeptos plan ambiental en Riviera Maya