Reitera INAH que Tramo 5 del Tren Maya, ¡va!

429
Reitera INAH que Tramo 5 del Tren Maya, ¡va!
  • Extiende INAH su aval para el proyecto ferroviario, afirma que ha hecho un trabajo exhaustivo del patrimonio a lo largo de la ruta.
FRANCISCO MORALES / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante las críticas de ambientalistas y especialistas en arqueología subacuática sobre el salvamento de los vestigios patrimoniales en el Tramo 5 Sur del Tren Maya, el INAH reiteró que ya extendió su aval para el proyecto.

La semana pasada la agrupación “Sélvame del Tren” y otras organizaciones afines pidieron a la UNESCO que interviniera para salvaguardar los sitios arqueológicos y paleontológicos en el camino del proyecto, específicamente aquellos que se encuentran en el sistema de zona de cuevas subacuáticas en Quintana Roo.

En un comunicado, el INAH aseguró que ha llevado a cabo un trabajo exhaustivo y de reconocimiento de patrimonio en toda la ruta del Tren Maya, incluso en el polémico Tramo 5, que fue detenido por un juez federal por motivos medioambientales.

“A partir de los resultados de trabajos efectuados, a la fecha en el Tramo 5 Sur del Tren Maya, el INAH ha emitido opinión para recuperar información valiosa y proteger a más de 2 mil 300 monumentos arqueológicos de distinta índole (desde cimientos y albarradas domésticas hasta edificios de carácter cívico, ceremonial y vestigios en cavernas)”, expuso.

No obstante, la dependencia no respondió a la petición de intervención de la UNESCO, a pesar de que, desde el 2018, el propio INAH había planteado proponer ante el organismo internacional que el sistema de cuevas fuera considerado como bien mixto (natural y cultural) en la lista de Patrimonio Mundial.

Este proceso, según la arqueóloga Helena Barba, investigadora responsable de la Oficina de la Península de Yucatán de la Subdirección de Arqueología Subacuática del INAH, sigue en marcha, con miras a una declaratoria para el 2024.

En una entrevista con Agencia Reforma, Barba aseguró que, si se detectaran vestigios de gran valor, el INAH no dudaría en pedir un cambio de trazo, acción que el instituto ya no considera necesaria.

“Únicamente en cinco zonas, que abarcan 1.15 kilómetros de los 67 que integran el trazo, es decir, en menos del 2 por ciento, se han identificado monumentos arqueológicos ‘de carácter excepcional’”, explica la dependencia.

“Estos elementos estarán a salvo y protegidos, a través de soluciones de ingeniería conocidos como ‘pivoteos’, que no modifican el trazo general, los cuales se harán de manera conjunta con el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) y con el consorcio encargado de la obra, tal y como se ha hecho de forma satisfactoria en los tramos 1 y 2 del Tren Maya”.

Ante esto, el INAH aseguró que mantiene su dictamen de viabilidad.

Te puede interesar: Se suman constructores a Cuarta Transformación