NIDO DE VÍBORAS

758
NIDO BUENA RELACIÓN

Por KUKULKÁN

LA BUENA relación entre el gobernador saliente Carlos Joaquín González y la gobernadora entrante Mara Lezama Espinosa, garantiza una transición pacífica y sin sobresaltos a pesar de que son políticos provenientes de partidos políticos contrarios dentro de la actual lucha por el poder, que en este caso se trata de un panista entregando la estafeta del poder a una morenista, con quien trató como alcaldesa de Benito Juárez, Quintana Roo.

EN LO POLÍTICO, la nueva gobernadora tiene todo planchado pues la coalición que la hizo ganar, encabezada por Morena, contará con mayoría simple y calificada en el Congreso del Estado lo que implica la aprobación de cualquier reforma a las leyes generales y a la propia Constitución que logren acordar Ejecutivo y Legislativo.

SÓLO será cuestión de que no vayan a chocar las personalidades de quienes ocuparán ambos poderes, Mara Lezama y Marybel Villegas, quien por acuerdo nacional se perfila como la presidenta de la Junta de Gobierno y Coordinación Política (Jucopo) del Congreso del estado, lo que un grupo de legisladores del Partido Verde se empeñan en no cumplir.

EN LO ECONÓMICO, Mara Lezama encontrará finanzas sanas y sostenibles ya que el gobernador Carlos Joaquín informó que no hay deuda nueva, sólo la heredada de otros gobiernos y la que se solicitó de corto plazo ya se ha pagado en su totalidad, esto es, las condiciones financieras son las mejores para el próximo gobierno que tendrá la oportunidad de trabajar, pues ‘se han dejado las bases para ser autofinanciable’.

EN NÚMEROS esto significa que al inicio de la administración en 2016 se heredó una deuda pública por 19 mil 170 millones de pesos y a la fecha, se ha disminuido a 18 mil 868 millones, lo que significa que se logró amortizar más de 300 millones de pesos. Y la deuda per cápita bajó de 13 mil pesos a nueve mil por cada quintanarroense.

Y LA PRUEBA irrefutable de la salud económica de que goza la entidad fue la vertiginosa recuperación económica tras la emergencia sanitaria que a su vez permitió a los contribuyentes cumplir con sus obligaciones fiscales y aportar lo correspondiente a las arcas públicas, a través de la recaudación de los impuestos, permitiéndole tener mejores posiciones ante las calificadoras de riesgo.

****

LA VÍSPERA de la sesión donde el pleno del Tribunal Superior de Justicia de Quintana Roo elegirá este viernes 5 de agosto a su próximo presidente, se ha soltado la versión de que para matar las adelantadas e indeclinables aspiraciones de al menos cinco magistrados a ocupar el cargo, la decisión se tomará por el criterio de la equidad de género y se busca postular a una mujer, que podría ser la magistrada Dulce María Balam Tuz si logra haber acuerdo entre sus integrantes.

DURANTE los últimos once años (cinco de Roberto Borge Angulo y seis de Carlos Joaquín González) la presidencia del Poder Judicial del Estado ha estado en manos de tres hombres que siguen siendo la mayoría dentro del pleno, sólo hay cuatro mujeres de doce magistrados. Aunque habría que aclarar que anteriormente, duró también once años en el cargo la magistrada Lizbeth Loy Song Encalada (de 2000 a 2011).

SI MAÑANA el Pleno del Poder Judicial logra ponerse de acuerdo para que la magistrada Dulce María asuma la presidencia por los próximos seis años, Quintana Roo tendría por primera vez alineados en la equidad de género a los tres poderes del estado: Ejecutivo, con Mara Lezama; Legislativo, con Marybel Villegas y el Judicial… que deberá elegir mañana a su presidente (a).

@Nido_DeViboras