Rechaza ex mando declarar contra Murillo Karam

202
Rechaza ex mando declarar contra Murillo Karam
  • Ex mando policiaco fue llamado a declarar por la Fiscalía General de la República y ya no ratificó sus dichos contra Murillo Karam.
ABEL BARAJAS / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Cuando estaba en la cárcel, Carlos Rodríguez Arrieta, ex jefe de la Policía Federal Ministerial, señaló al ex Procurador Jesús Murillo Karam de estar presente en el interrogatorio de un detenido del Caso Iguala que más tarde se dictaminó que fue torturado tras su captura.

Pero poco después de salir de prisión, en abril pasado, el ex mando policiaco fue llamado a declarar por la Fiscalía General de la República (FGR) y ya no ratificó sus dichos, informaron funcionarios del Gobierno Federal.

Esta es una de las razones por las que su testimonio no fue considerado ni siquiera en la solicitud de la orden de aprehensión contra el ex titular de la PGR, el pasado 17 de agosto, para no debilitar el caso ante los tribunales en las futuras etapas procesales, explicaron las fuentes consultadas.

Gómez Arrieta fue capturado el 11 de septiembre de 2020 en la Ciudad de México y encarcelado en el Penal del Altiplano, donde fue procesado por delitos contra la administración de la justicia y tortura, en agravio de Carlos Canto Salgado, uno de los detenidos del Caso Iguala, y cuyas vejaciones fueron filmadas en un video difundido en redes sociales.

En marzo de 2021, Gómez Arrieta entregó a un juez federal un testimonio por escrito en el que señaló a Murillo de estar presente en los interrogatorios de Salvador Bravo Bárcenas, ex jefe de la Policía de Cocula, y Sidronio Casarrubias Salgado, supuesto líder de Guerreros Unidos.

No dijo que el ex Procurador fuera partícipe de las torturas, pero tiempo después en el caso de Casarrubias se dictaminó que efectivamente había sido objeto de vejaciones al ser detenido.

El 24 de mayo de 2021, dos meses después de entregar su escrito, cuando le pidieron ratificarlo, ya no mencionó por nombre o cargo a Bravo y Casarrubias, sólo dijo que, por las fechas en que ambos fueron detenidos -octubre de 2014-, “pudieran” ser ellos a los que vio siendo interrogados en presencia de Murillo.

En abril de este año, el ex mando de la PFM salió de la cárcel mediante el cambio de medida cautelar y poco después fue llamado por la FGR para que ratificara sus dichos, sin embargo, ya no corroboró sus imputaciones originales.

Te puede interesar: Pelea FGR el corazón de Santa Fe, en CDMX