Tomará un sexenio acabar la Avenida Chac Mool

520
Tomará un sexenio acabar la Avenida Chac Mool
  • De acuerdo con la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) del proyecto, 6 años durarán las obras en esta avenida.
MARCO ANTONIO BARRERA

CANCÚN, Q. ROO.- Aun cuando se aseguró que la construcción de la Avenida Chac Mool tardaría 11 meses, en la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) se reconoce que el plazo será de seis años.

La vía de comunicación que unirá a la Avenida Huayacán con la carretera Cancún-Tulum, con una longitud de 4.5 kilómetros (km) en el municipio de Benito Juárez, requerirá de dos años únicamente para el desmonte y despalme de vegetación en una superficie de 13.8 hectáreas (Ha).

En la MIA Regional con número de proyecto 23QR2022V0067 ingresada a trámite ante la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) el 28 de noviembre pasado, se detalla que la construcción tardará otros cuatro años.

En el programa de trabajo se explica que después de la preparación del sitio se realizarán los cortes y excavaciones, formación y compactación de terraplenes, el mezclado, tendido y compactado de subrasante (donde irá el pavimento), más la base y el revestimiento y colocación de asfalto.

Tan sólo las obras del drenaje tardarán cuatro años y cuatro meses, que corresponden a los últimos dos bimestres de preparación del sitio y a todo el plazo programado para la siguiente etapa, y será hasta el séptimo año cuando la vialidad entre en operación.

Según el mismo cronograma, desde que comience a funcionar la vialidad y por los siguientes 30 años que tendrá de vida útil, requerirá sustitución de señalamientos y mantenimiento preventivo y mayor.

El anuncio de la construcción de la Avenida Chac Mool fue encabezada por el presidente Andrés Manuel López Obrador en marzo pasado, como parte de cuatro megaobras federales para este destino: el Puente Nichupté, la rehabilitación del Bulevar Colosio y el Distribuidor Vial del Aeropuerto de Cancún.

En el evento se explicó que la Avenida Chac Mool tendría una longitud de 6.2 km con una inversión de 150 millones de pesos, cuyo inicio estaba programado en julio pasado y se terminaría en mayo de 2023.

De acuerdo con la Manifestación del proyecto, el área de afectación del derecho de vía será de 15.63 Ha, de las cuales 1.8 Ha corresponderá a brechas, terracería, carretera y terreno desprovisto de vegetación.

Las restantes 13.8 Ha (88.46%) impactará a la vegetación secundaria arbustiva de selva mediana subperennifolia, la cual corresponde a una cobertura vegetal con gran densidad de árboles no mayores a 15 metros de altura.

Del muestreo de la vegetación se detectaron en el área de influencia 42 especies de arbustos, 20 especies de estrato arbóreo juvenil, 12 especies de estrato arbóreo, y otras dos especies de estrato herbáceo.

El diseño de la vialidad contempla un derecho de vía de 24 a 70 metros con un ancho de calzada que irá de 10 a 11 metros, que sobre 3.5 km albergará dos carriles, pero que crecerán a tres en los últimos 929 metros del trayecto.

Para comenzar los trabajos se reconoció la necesidad de obtener el cambio de uso de suelo en terrenos forestales, como lo exige la Ley de Desarrollo Forestal Sustentable y otras disposiciones jurídicas aplicables.

Para contar con el citado documento se requiere un Estudio Técnico Justificativo de las áreas que tengan vegetación forestal, el cual garantice que no se comprometa la biodiversidad ni se provoque la erosión de los suelos.

Igualmente impide el deterioro de la calidad del agua o la disminución en los procesos de captación, y que los usos alternativos del suelo que se propongan sean más productivos a largo plazo.

El mismo trámite exige un programa de rescate y reubicación de especies de la vegetación forestal afectada y su adaptación del nuevo hábitat, y de ahuyentamiento, reubicación y liberación de fauna silvestre, además de áreas de reubicación en condiciones similares para evitar o disminuir al mínimo los impactos.

En la MIA se asienta que la construcción tendrá 50 impactos potenciales (46 negativos y 4 positivos), de los cuales 14 aparecerán en la preparación del sitio, 28 en la etapa de construcción y 8 en la operación y mantenimiento.

El funcionamiento de la Avenida Chac Mool resalta mejorar los tiempos de traslado hacia las zonas comerciales y escolares, a la Central de Abasto y al Aeropuerto Internacional de Cancún.

Un elemento del Ejército ofrecía desde el Campo Militar No. 1 equipo táctico, armas y granadas a un cártel del narcotráfico.