NIDO DE VÍBORAS

1103
NIDO RELACIONES EXTERIORES

Por KUKULKÁN

LA FALTA de quórum de los senadores integrantes tanto de la Comisión de Relaciones Exteriores como de la Comisión de Relaciones Exteriores América del Norte es el primer obstáculo que ha encontrado la solicitud de nombramiento de Carlos Joaquín González como embajador de México en Canadá y todo parece indicar que no será el único que deberá enfrentar el ex gobernador de Quintana Roo ahora que los senadores entren de lleno a la evaluación y valoración para saber si reúne, o no, el perfil idóneo para cumplir con tan alta misión.

DE ENTRADA, se ve prácticamente imposible que la solicitud enviada por el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, consiga el aval del bloque opositor conformado por senadores del PRI, PAN y PRD, partidos a los que Carlos Joaquín traicionó para satisfacer sus caprichos e intereses políticos particulares. Por ejemplo, en estas comisiones legislativas figuran como integrantes las senadoras Beatriz Paredes Rangel y Claudia Ruiz Massieu con quienes tuvo diferencias en el pasado. La primera de ellas fue la encargada de informarle en 2010 que no sería el candidato del PRI al gobierno de Quintana Roo porque el partido se había inclinado entonces por Roberto Borge Angulo; la segunda fue su jefa en la Secretaría de Turismo durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, pero nunca le tuvo confianza ni estuvo satisfecha con su desempeño.

TAMPOCO lo quieren los panistas ni los perredistas que aliados en 2016 lo postularon como su candidato para derrotar al PRI y una vez en el poder Carlos Joaquín se los sacudió para no cumplir acuerdos ni permitirles meter las manos en los procesos electorales locales. Prefirió pactar con el presidente Andrés Manuel López Obrador para entregarle el estado a Morena a cambio de impunidad a través de la embajada que pretende ocupar. En ambas comisiones del senado participan las aguerridas panistas Gina Cruz Blackledge y Josefina Vázquez Mota, quienes traen la instrucción de la dirigencia nacional de no dejarlo pasar nada más por traidor.

EN EL BLOQUE mayoritario de Morena tampoco ven con buenos ojos la postulación del ex gobernador quintanarroense tanto por el desastre económico como de inseguridad que dejó en la entidad aun cuando ha sido público el compromiso del inquilino de Palacio Nacional de convertirlo en diplomático. La senadora Marybel Villegas Canché adelantó ayer en conferencia de prensa que todos estos temas hacen ruido entre los integrantes de ambas comisiones, quienes deberán reunirse durante el periodo extraordinario —que empezó a partir del 15 de diciembre y que concluirá en febrero entrante— para elaborar el dictamen de aprobación o desaprobación del candidato a embajador.

DESDE luego que en la balanza los senadores harán valer lo establecido en el artículo 19 de la Ley del Servicio Exterior Mexicano en el sentido de que se debe optar preferentemente entre los funcionarios de carrera de mayor competencia, categoría y antigüedad en la rama diplomático-consular, requisito que Carlos Joaquín no cumple, aunque tampoco es un impedimento ya que la misma norma permite un 20 por ciento de los funcionarios diplomáticos sin contar con esta experiencia.

ENTRE los senadores que tomarán hay un lamento común: ‘es triste ver que hoy en día, como en el pasado, la cara de México ante el mundo refleja en gran parte los mismos vicios existentes en su interior: representantes que salen de sus estados o de sus puestos con sospechas de corrupción; seudo diplomáticos que confunden su cargo institucional con una carta abierta para promover sus intereses personales y partidistas; o sujetos que sólo buscan protección e impunidad en el extranjero, ejerciendo prácticas completamente opuestas a la labor de todo representante mexicano en el exterior’. Por suerte, Carlos Joaquín todavía tiene de su lado a Santa Claus y a Los Reyes Magos para que le cumplan su nuevo sueño.

@Nido_DeViboras

Un elemento del Ejército ofrecía desde el Campo Militar No. 1 equipo táctico, armas y granadas a un cártel del narcotráfico.