Prolifera en CDMX infraestructura gris

103
Prolifera en CDMX infraestructura gris
  • La construcción de infraestructura vial que privilegia el uso del automóvil, también denominada infraestructura gris, ha proliferado en los últimos años.
BERNARDO URIBE / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- La construcción de infraestructura vial que privilegia el uso del automóvil -también denominada infraestructura gris- ha proliferado en los últimos años en detrimento de otros usuarios de vía, aseguraron especialistas.

Desde 2019, el Gobierno capitalino ha destinado 5 mil 920 millones de pesos en la construcción y mantenimiento 11 puentes peatonales, como el de Emilio Zapata, sobre la Carretera México-Puebla; el del cruce de Galindo y Villa, que conecta Calzada Ignacio Zaragoza y Viaducto Miguel Alemán, y el Cielito Lindo, erigido sobre una parte del humedal de Canal Nacional y Anillo Periférico Sur.

La organización el Poder del Consumidor alertó en un análisis publicado en 2016 sobre el impacto que tiene la construcción de vías que promueven el uso del automóvil particular.

“Existen varios co-beneficios de transitar hacia una política de movilidad urbana sustentable en las principales zonas urbanas de México, tales como la equidad social en la distribución del gasto público, disminución de muertes violentas por accidentes de tránsito, mayor competitividad en las ciudades al no pasar tantas horas en el tráfico, y disminución de la contaminación urbana que afecta a la salud pública”, detallaba el estudio.

El organismo calculó en aquel momento que los recursos usados para una autopista urbana de 5.4 kilómetros como la Supervía Poniente, cuyo costo aproximado fue de 6 mil millones de pesos, sumados a los 30 mil millones de pesos que se ejercieron para habilitar el primer tramo del Segundo Piso del Periférico, se pudieron haber construido otras 12 líneas del Metrobús.

Tan solo el año pasado, la Secretaría de Obras y Servicios (Sobse) ejerció 7 mil 692 millones de pesos para el mantenimiento de vialidades primarias, en las que se llevaron a cabo tareas de bacheo, señalamiento y mejora de mobiliario urbano como guarniciones y banquetas.

Víctor Alvarado, responsable del área de Agenda Climática y Movilidad del Poder del Consumidor, sostuvo que el presupuesto a la movilidad si ha aumentado durante la actual Administración, aunque se ha tenido un déficit en la mejora del transporte concesionado.

“A pesar de que se ha identificado que hay una mayor asignación de recursos a favor de la movilidad urbana, el transporte público se sigue deteriorando, además de que todavía tienen áreas de oportunidad que se tienen que atender”, refirió.

En los últimos cinco años, la CDMX ha ejercido 82 mil millones de pesos en obras de movilidad, como nuevas líneas del Cablebús y del Trolebús.

Alvarado refirió que uno de los problemas al momento de la asignación presupuestal es que aún se prioriza un sistema de transporte sobre otro, en lugar de reducir recursos en programas sociales secundarios.

Te puede interesar: Denuncia la oposición una intromisión en la CDMX