Despiden a artífice del arte en movimiento

357
  • Jaime Blanc formó a generaciones de bailarines.
STAFF / AGENCIA REFORMA

MONTERREY, NL.- “Dedicarse a la danza es una decisión de vida, porque el amor a la danza es algo que va más allá del simple entrenamiento por obligación”, decía Jaime Blanc, el coreógrafo, bailarín y docente que dedicó más de medio siglo a la danza.

El Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura informó el viernes la muerte de Jaime Cuauhtémoc Blanc Zamora, quien se formó en sus inicios como arquitecto, pero abandonó la carrera para dedicarse a la disciplina del cuerpo en movimiento.

Inició sus estudios en el Seminario de Danza Contemporánea y Experimentación Coreográfica en el desaparecido Ballet Nacional de México, donde fue discípulo de la coreógrafa Guillermina Bravo.

Su curiosidad por aprender más, lo llevó a emigrar en 1974 a Nueva York, donde estudió en la Graham School y adquirió los principios de esta técnica, que se dedicaría a impartir desde 1977.

Ocupó la dirección artística del Ballet Nacional de México durante 37 años, y fue maestro y director de la Licenciatura en Danza Contemporánea de la Facultad de Artes Escénicas de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

En 2006 formó su propia compañía, el Taller Coreográfico Alternativo, con apoyo del entonces Conaculta.

Entre sus reconocimientos se cuentan el Premio Nacional de Danza José Limón 2003; el galardón “Una Vida en la Danza” 2012, otorgado por el INBAL; el Danza UNAM 2020 y el Premio Estatal de Arte de Querétaro 2021.

Algunos de sus proyectos coreográficos más recientes fueron “Lady Macbeth”, “La pasión según San Juan” y “Mictlán”.

La Secretaría de Cultura y el INBAL, en acuerdo con la familia, realizarán un homenaje póstumo al bailarín y coreógrafo, el próximo 19 de febrero en el Palacio de Bellas Artes.

Te puede interesar: Empoderada Karol G al máximo en el Estadio Azteca