Ni acoso ni hostigamiento a Swift

772
Ni acoso ni hostigamiento a Swift
  • Los abogados de Jack Sweeney, estudiante de Programación responsable de rastrear los vuelos de jets privados de Taylor Swift y otros famosos, aseguran que no hay ningún camino legal realista para el equipo legal de la cantante.
STAFF / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Los abogados de Jack Sweeney, estudiante de Programación responsable de rastrear los vuelos de jets privados de Taylor Swift y otros famosos, aseguran que no hay ningún camino legal realista para el equipo legal de la cantante, quien hace unas semanas le envió una carta a su cliente pidiéndole que dejara de seguir su ubicación.

En la misiva, Kate Wright Morrone, abogada de la intérprete de “I Did Something Bad”, envió una advertencia legal al universitario, en la que se le acusó de tener un “comportamiento de acecho y acoso”.

“La cuenta @taylorswiftjets utiliza un discurso protegido que no viola ninguno de los derechos legales de la Sra. Swift. Además, el tono de alarma de su carta es infundado. El sitio web de nuestro cliente solo proporciona la ubicación de aviones privados utilizando información disponible públicamente.

“Esa información no representa ninguna amenaza para la seguridad de la Sra. Swift. Dudamos que la señora Swift emprenda acciones legales sin fundamento, pero si lo hace, defenderemos los derechos de nuestros clientes”, asevera la defensa del joven.

Wright Morrone también hacía referencia a que las revelaciones del universitario podrían “poner en peligro la seguridad de la cantante”, por lo que de insistir, estaría sujeto a consecuencias legales negativas en su contra.

James Slater, uno de los abogados de Sweeney, comentó a TMZ que si hubiera alguna demanda por parte de Taylor, respondería inmediatamente con una moción anti-SLAPP, una ley que proporciona a los acusados una manera de desestimar las demandas sin mérito rápidamente.

Slater añadió que la carta de la presunta agraviada tenía poca sustancia legal, desde su punto de vista, y su afirmación de que Jack cometió acoso y hostigamiento al mostrar la ruta de vuelo de Swift era totalmente infundada a los ojos de la ley y calificó el asunto como una táctica para asustar a su cliente.

Sostiene que las acciones del joven jamás han buscado afectar a la artista, agregando que nunca “chantajeó” o amenazó de manera sustancial a Swift, por lo que solamente ha ejercido su derecho a la “expresión protegida”.

Los propietarios de aviones y jets privados tienen que estar registrados en la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos, por lo que, dicen, Sweeney simplemente compartió datos públicos.

Te puede interesar: Está Daniel Bisogno en terapia intensiva