Acuerdan 70 plazas para Salud Bienestar en Quintana Roo

127
  • Trabajadores serán contratados con recursos de la Federación. En posiciones eventuales se incluye a directores y subdirectores de área.
MARCO ANTONIO BARRERA

CANCÚN, Q. ROO.- Los gobiernos federal y de Quintana Roo acordaron el establecimiento de 70 plazas laborales con perfiles profesionales y de especialidad para la operación del sistema de Salud Bienestar.

El recurso humano será contratado y pagado con recursos de la Federación mediante 28 lugares de estructura (eventuales) y 42 por contrato (honorarios), mismos que quedarán adscritos al Servicio Nacional de Salud Pública (SNSP).

La cantidad dispuesta del personal de estructura en la entidad es la misma que tienen asignados los estados de Aguascalientes, Baja California, Campeche, Colima, Morelos, Nayarit y Yucatán.

En la otra modalidad de contratación el mismo número se comparte con 11 estados, entre ellos los del sureste como Tabasco y Yucatán.

En las plazas eventuales hay directores y subdirectores de área, jefes de departamento y de soporte administrativo, con percepciones mensuales brutas que van de 35 mil 448 pesos (responsable de redes de atención) a 60 mil 197 pesos (coordinador estatal).

En la modalidad de honorarios, las percepciones brutas al mes fluctúan de 13 mil 576 pesos (con aguinaldo de 18 mil 524 pesos) a 21 mil 116 pesos (34 mil 728 pesos).

La información se detalla en el “Convenio de colaboración para la ejecución de acciones del servicio nacional de salud pública (Co-NaSer)” celebrado entre el Ejecutivo Federal, a través de la Secretaría de Salud, y el estado de Quintana Roo representado por la Secretaría de Salud, los Servicios Estatales de Salud y la Secretaría de Finanzas y Planeación que fue publicado en el Diario Oficial de la Federación el martes pasado.

La Dirección de Operación de la Subsecretaría de Prevención y promoción de la Salud será la instancia responsable de contratar al personal de salud federal previo, con tabulador salarial de las plazas autorizadas.

El personal deberá ser de nacionalidad mexicana, y en caso de que no exista el perfil requerido podrá ser extranjero, estar inscrito en el registro tributario, tener Clave Única de Registro de Población, acreditar conocimientos o escolaridad profesional o de especialidad y no estar inhabilitado para el servicio público.

Se impone que no deberán tener otro empleo, cargo o comisión en los tres niveles de gobierno, a menos de que se acredite una compatibilidad, y que a los postulantes no se podrá requerir, bajo ninguna circunstancia prueba médica o certificado para verificar embarazo ni la prueba de VIH/Sida.

El mismo acuerdo establece también las bases y compromisos para que el personal de salud federal será asignado al estado para ejecutar las acciones del Servicio Nacional de Salud Pública, para atención colectiva a la salud.

Igualmente, que el personal no podrá ser reasignado a funciones, fines o actividades distintas, y será organizado en función de la salud pública y desplegado en los Centros Coordinadores de Salud para el Bienestar, Distritos de Salud para el Bienestar y los Sistemas de los Servicios Esenciales de Salud Colectiva.

El gobierno federal podrá reasignar al personal para acciones en otra u otras entidades federativas en caso de una urgencia epidemiológica, desastre o riesgo a la salud poblacional.

Al personal se realizará un control de asistencia con registros, descansos y su conclusión durante la jornada de trabajo, con informes e incidencias que se verán reflejados en el pago de nómina, y se levantarán actas circunstanciadas de hechos que pudieran constituir incumplimiento de obligaciones.

A la Secretaría federal corresponderá destinar los recursos materiales, administrativos y financieros federales para cumplir el convenio, coadyuvar con los entes fiscalizadores, y realizar visitas de supervisión o reuniones de seguimiento que podrán ser virtuales o presenciales.

Igualmente, la coordinación, supervisión y seguimiento de cada persona que ocupe las plazas laborales y será responsable de generar informes de actividades.

La entidad quintanarroense les brindará espacios de trabajo, mobiliario, vehículos para traslado, teléfono e internet, disponer de checador de asistencia y apoyos en la gestión de los procesos.

Se encargará también de informar la asistencia del personal, abstenerse de encargar, solicitar o pedir al personal realice actividades diferentes a su función y vigilar que cumpla con sus funciones, así como coadyuvar con las instancias fiscalizadoras.

En el convenio se establecen las visitas de supervisión federales para constatar el cumplimiento de funciones del personal, mismos que serán notificados a la entidad.