Irá Tren Maya en segundo piso para la ruta Cancún-Playa del Carmen

955
Tren Maya
  • El Tramo 5 norte del Tren Maya, que irá desde Cancún hasta Playa del Carmen, será elevado para no afectar construcciones ni vialidades.
BENITO JIMÉNEZ / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que el Tramo 5 del Tren Maya, que irá desde esta ciudad hasta Playa del Carmen, será elevado para no afectar construcciones ni vialidades, aprovechar el derecho de vía y convertirlo en un bello mirador para los pasajeros.

Antes de dar el banderazo de salida, el Mandatario aseguró que se trata del tramo más complejo y con más dificultades, ya que se trata de la zona turística más desarrollada en materia turística.

Informó que, tras reconocer las dificultades y realizar consultas con todos los sectores involucrados, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) le dio la sorpresa de que tenían preparado un proyecto de tren elevado y, con ello resolver el problema.

El político tabasqueño adelantó que la construcción de la obra, en sus dos tramos, sur y norte, quedará concluida en sólo 24 meses, por lo que será inaugurada en marzo del 2023.

“Hemos encontrado ya una solución para construir la infraestructura del Tren Maya de Cancún a Tulum, es el tramo de menos distancia pero el más complejo de todos los tramos. Teníamos que buscar que se terminara pronto la obra, que no se hiciera eterna y teníamos que hacerlo con una constructora de absoluta confianza, probada por su eficacia, por su responsabilidad, entonces decidimos después de reflexionarlo bien, de analizarlo, de que lo mejor era dejar este tramo a los ingenieros militares”, dijo.

“Todo el tramo se va a hacer como segundo piso, los cerca de 50 kilómetros, un mirador, va a ser el tren más bello, el tren que va a permitir admirar mejor las bellezas en el mundo, porque va a ir arriba de Cancún hasta Playa, no hay afectación porque son columnas, trabes, ballenas prefabricadas, para montar”.

De acuerdo con Fonatur, el Tramo 5 se realizará en dos partes, una a cargo de la Sedena y otra del consorcio integrado por las empresas Grupo México y Acciona.

En el primer caso, serán casi 50 kilómetros, ubicados entre Cancún y Playa, en la zona más turística de la región.

La construcción estará a cargo de los ingenieros militares, quienes adelantaron que trabajarán al mismo ritmo que en el nuevo aeropuerto de Santa Lucía, laborando 24 horas, los siete días de la semana.

“Y platicando sobre eso, pues aquí el General (Gustavo) Vallejo, los militares, el Subsecretario, el Secretario de la Defensa, todos me presentaron como sorpresa, hace muy poco, esta opción, esta alternativa de no ir abajo, sino arriba y decidimos aprobar esta estrategia de construcción que va a funcionar”, manifestó el Presidente.

En este marco, el Presidente reiteró su agradecimiento a las Fuerzas Armadas al reconocer que, sin ese tipo de instituciones, la transformación del País que impulsa su Gobierno no sería posible.

“Por eso mi agradecimiento, no podríamos llevar a cabo la transformación si no tenemos el apoyo de instituciones como la Secretaría de la Defensa Nacional”, señaló.

La recuperación

López Obrador habló sobre los efectos de la pandemia, sobre la manera en la que Quintana Roo ha enfrentado el problema, sobre la posibilidad de que las vacunas para prevenir Covid-19 puedan llegar a la entidad para aplicarlas en maestros y sobre la recuperación económica.

En este último renglón, confió en que las actividades turísticas de esta ciudad y la Riviera Maya puedan recuperarse, a más tardar, a mediados de este año.

Te puede interesar: Cancún será la ventana del Tren Maya al mundo.- Carlos Joaquín